Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ANUJJCIOS ESPECTÁCULOS SPILLERAS F U E R T E S para sacas de paja á 4 pesetas arroba. Grases. Fuenca- Por cada palabra más, 10 céntimos. Las abreviaturas y cada cinco cifras se cuentan como una palabra. Al importe de cada inserción deberá añadirse diez céntimos de peseta por el impuesto del Timbre. Los originales so- remitirán á la Administración de A B C acompañados de su importo en metálico, sellos de correos, libranzas de la Prensa ú otro giro análogo, el dia antes de la focha en que deban ser publicados. P OR PALABBAS, CLASJficados en secciones. De una á diez palabras, 1 peseta. A 8 s: L ESPECÍFICOS OS C O N F I T E S SUN producen una deposición natural diaria sin dolor ni irritación. Pomo, una peseta. Gayoso. Arenal, 2 y farmacias. Por mayor: Pérez Martín Velasco. D UEVO TEATRO. -A LAS ocho y tres cuartos: Cielo y tierra. -A las nueve y tres cuartos: La moza de temple (estreno) A las diez y tres cuartos: El cabo primero. -A las once y tres cuartos: Cambios naturales. N ARDINES DEL PARQUE (Retiro) -A las nueve de la noche: Grandes conciertos. Fuegos artificiales. Cinematógrafo y otros atractivos. Los martes y viernes son días de moda y gran moda, respectivamente. ALHAJAS O RO Ycomprar paraHECEsíto reformas. 46, Hortaleza, 46. J FOSTAS. ES MODELOS nuevos semanales (verdad) Precios al por mayor y menor, fai competencia. Gtran Exposición. Entrada libre. -Megsm en s. -DI mejor servicio. Jacomefcrezo, 4. NA DOSIS DE ESTÓMAgo Artificial, tomada antes de comor, produce una perfecta digestión. Caja, 7,50 y i pesetas farmacias y Arenal, 2. ARISH. -A LAS NUETE: Función artística. -Debut de Th Gardenias y de Madamoiselle Madrigale. -StrongÉDICO SE NECESITA fort, paso de un automóvil. -para desempeñar Partido El bafo Littla Pioh. -Tartaen snstitución, durante treinfe off Life Guarde Kossaks y ta ó cuarenta días. Condicion e s d i r i g i r s e Bienvenido toda la compañía jue dirige Alonso, Lietor (Albacete) William Parish. P M I N A G R E S P U R O S DE vino. Pidas en ultramarinos marca Triunfo Unióos premiados cea modallas oro, grandes premisa. V PRUÉBENSE LOS CHOCOLATES DE LOS ÚNICO DEPÓSITO EN MADRID LHARDY, Carrera de San Jerónimo, 6 JNICOS DEPOSITARIOS EN BUENOS AIRES s. 33 BIBLIOTECA DE A B C EDMUNDO 39 compara con los vaivenes terribles que ahora sentía é en su alma. Rara vez llegamos á la edad viril sin haber abusado antes de nuestras energías primeras, sin haber enervado nuestras pasiones, sin haber dispendiado nuestra sensibilidad virginal, tan hermosa y tan frágil. La educación desarrolla en los seres humanos, desde los días de la adolescencia, una ardiente curjosidad por saberlo que es la vida y saborearla cuando aún no estamos formados para ello. Poetizamos los deseos, sirviendo éstos de aguijón á los amores dormidos en el fondo del alma y nos emperramos en imaginarnos que sentimos precoces pasiones cuando aún la larva de ellas no ha roto el botón de su clausura. Las imaginaciones exageradas fantasean la existencia de ios grandes afectos. De ello ha resultado que a! pedir á la vida lo que no tiene, al demandar goces desconocidos, hemos representado una amarga parodia, consiguiendo sólo vergüenzas y dolores allí donde esperábamos cosechar alegrías soñadas. Quien así procede gasta miserablemente pingües riquezas de su alma, prodiga sus sentimientos, desflora lo más selecto de su corazón y resulta un desengañado, un pesimista, un viejo, un decrépito en plena juventud. La naturaleza no ha concedido aún á nuestras facultades larazón, y ya la experiencia las ha destruido. Esta es la obra de la civilización. Pero el joven marino, educado lejos del mundo, acostumbrado á las privaciones desde su infancia, no había bebido jamás en fuentes envenenadas. Vivía en el mundo como una moneda nueva en ¡a circulación, cuando el desgaste del rozamiento continuo no ha estropeado todavía su relieve. Las ideas que Edmundo tenía eran pocas, pero no estaban falseadas; no influían en él ni el saber ni el error: sólo podía ser tachado de ignorante. El mar no había aún encendido su sangre ni inflamado su corazón. Por esto, cuando la pasión se apoderó del alma de Edmundo, produjo en ella una erupción tan violenta, que arrastró, aventó las ideas y los sentimientos antiguos, como el huracán arrastra el polvo liviano ó las hojas secas. El estallido del amor en el pecho de aauel hombre fue tan rápido, tan intenso como el del incendio más voraz, como el de la tovmeaía mas me drosa y terrible. Tan espantosa y tan instantánea fue la iniciación como el desarrollo del cariño en el alma ruda de! bretón. Ni él mismo se dio cuenta de su desgracia, hasta que ya le era imposible r; e mediarla. Borráronse eji su cerebro los recuerdos del pasado, como las nieblas que disipan la luz solar. Lo que antes constituía su placer, lo que siempre le había distraído, el juego con us compañeros, el tabaco, los ratos de orgía en que con sus camaradas descorchaba botellas de vinos exquisitos, todo, enfin, le inspiraba repugnancia invencible, que en vano se esforzaba por disimular. Así, cuando resonaban los cantos de alegría de los jefes, Ed mundo mostrábase sombrío y no tomaba parte en las diversio nes de sus amigos, temeroso de que las voces rudas y descom pasadas molestasen á jenny; y si alguno de sus compañeros, adivinando la causa de su tristeza, se atrevió á embromar al joven bretón, éste, que nunca había sido díscolo ni serio, respondía á la chanza con palabras secas y con miradlas amenazadoras Y alguno que se atrevió á nombrar á Jenny presentándola como enamorada de Edmundo, vióse comprometido á sostener un lance personal con el sobrino de James Lockrist, lance que no se verificó por mediación del capitán. En lugar tan reducido como es un buque, es harto difícil conservar un secreto; así, pues, Jenny se dio muy pronto cuenta del cambio tan radical que su primo había sufrido: que nunca á una mujer le falta perspicacia, por mucha que sea su inocencia, para comprender que e objeto de un amor verdadero. Aún luchaba Edmundo por ocultar en lo íntimo de su corazón el cariño! iue por su prima sentía, cuando ya ésta lo había descubierto. Entonces, como sucede con las flores que envueltas en las) sombras de la noche no muestran su belleza peregrina y á la luz! del sol parecen esponjarse é irradian hermosura, Jenny tambiéi embelleció al sentirse iluminada por el sol de Ja pasión de síi primo, tan deseada. Apenas sintió la inocente niña su influencia sobre el marino usó ya de su poder como una reina de quince años; volviosa alegre, decidora, cruel con ternura, aparentó son arte natura nrainrTii mi i- mtn ¡MTITTI