Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
13 AÑO TRES. NUMERO 229. CRÓNICA UN 1 VERSAL ILUSTRADA. jjMADRID, 27 DE AGOSTO DE 1905. NÚMERO SUfeLTO, pasado al artículo sencillo, á la impresión, á la nota. Una idea, una sensación es hoy un artículo; antes- entre las palabras sobadísimas de un diccionario paupérrimo, entre las construcciones chocarreras y los párrafos largos de hipérbaton gongorino, se diluía una opinión vulgar de un asunto científico, artístico ó político; hoy, en artículos cortos, escritos en prosa corriente, se comentan hechos, se habla de lo que pasa en la actualidad. Progresan, pues, los periódicos; pero sus poco razonables enemigos están petrificados. Antes, el diario se escribía en la redacción consultando libros; hoy, para escribir el periódico, se consulta la vida, los hechos de las últimas veinticuatro horas. Antes un periodista era un catedrático; hoy es investigador de hachos, un historiador filósofo. En los distritos rurales no habrá lucha, y los mismos representantes de la legislatura anterior serán reelegidos. En Bilbao, la cosa varía. Los socialistas presentan y apoyan á Iglesias, si no con esperanza de triunfo, para hacer ostentación de la fuerza que representan. La contienda, y muy reñida, se librará entre los republicanos, que apoyan á Solaeguí, y el partido que aquí se llama católico, que presentará á la reelección al Sr. Urquijo, si no acepta la designación que se hizo el Sr. Leza ma Leguizamon. Los elementos liberales trataron de nombrar candidato; pero han desistido de ello, y, en mi humilde juicio, creo que han hecho bien. La lucha entre radicales y retrógrados promete ser interesante. JOSÉ MARÍA DE TERÁN LA CÁTEDRA Y EL PERIÓDICO p n España no se lee. Los autores que alcanzan mayor popularidad venden unos cuantos miles de ejemplares de sus obras y no llegan nunca á lograr el prestigio á que todo inventor ó propagador de ideas tiene derecho. Si se compara la tirada de los periódicos rotativos de Madrid con la que alcanzan los grandes diarios de! extranjero, se deduce de la comparación una consecuencia amarga: la de que, no sólo no sabemos leer, sino que no vivimos vida espiritual, vida digna de hombres libres é inteligentes. Pero aún resulta más agrio, más desabrido el saber que, no únicamente hay muchos analfabetos, sino que entre los que leen de corrido hay un sinnúmero de personas que se declaran lectófobas con orgullo semejante al que empleara tan noblemente el autor del Quijote para decir que él había asistido á la jornada de Lepanto. Sí, hay muchos que se precian de no leer más que altos y enrevesados libros de estudios graves ó manual i tos en que pretenden encontrar por poco dinero condensadas las más profundas ideas de la ciencia química ó de la matemática. Y hay también quien asegura que no lee, que no quiere leer periódicos, porque nunca dicen la verdad. ¡La verdad! ¿Qué verdad? ¿La que resulta de los hechos, la verdad histórica, ó el reflejo de lo que tienen por verdad los que la buscan y no la encuentran en los periódicos? Porque si es la verdad histórica, no tienen razón para quejarse. La enorme multitud de hechos que en las actuales sociedades integra la vida moderna se persiguen con insistencia loable por los informadores de los periódicos. El comentario de tales sucesos reales podrá variar desde el punto de vista en que el comentador examine el hecho, según sus prejuicios, sus hábitos, su temperamento y según su educación intelectual y moral; pero el hecho existe, es evidenteMás oportuno será presumir que los descontentadizos, los que desean ver en el periódico una verdad que no encuentran, buscan sus propias ideas, y, al no hallarlas, antes de confesar que se han quedado atrás un siglo, que no viven en el medio ni respiran el ambiente social contemporáneo. No basta, no, que progresen unos pocos, para que se forree una atmósfera intelectual extensa: es preciso que caminemos todos juntos. Eníre los diarios actuales y los de hace veinte años existen diferencias notables. Del artículo altiso- i nante, campanudo y dogmático, hemos i CARTA DE VIENA Viena, 19 de Agosto de 90 S. cumpleaños del Emperador. El día 18 del mes actual fue éste, como todos los años, dedicado á la expansión y á la alegría. En tal fecha celebra el emperadot Francisco José el aniversario de su nacimiento. Con objeto de felicitar al augusto anciano reunióse en lschl, donde él tiene la costumbre de pasar los meses estivales, la familia impe rial. El homenaje que aquí se rinde al Empera dor es un tributo merecido por Francisco José, que sólo piensa en labrar la dicha de sus súb ditos y en trabajar incesantemente en esta patriótica labor. En otra época, el día del cumpleaños del Emperador festejábase en todos los ámbitos de Austria- Hungría; hoy existen diferencias que por momentos se hacen más graves entre estos dos pedazos del territorio nacional. Por ahora no hay esperanza, ni próxima ni remota, de que estas diferencias desaparezcan, á pesar de que los subditos austríacos todavía confían en que los esfuerzos del Emperador puedan arreglar el asunto á satisfacción de todos. En esta confianza de su pueblo está expresada toda la veneración y todo el cariño que aquél siente por el viejo Francisco José. En toda la nación se celebraron grande fiestas con motivo de su cumpleaños. Las calles y los edificios públicos de Viena estuvieron engalanados con banderas y gallardetes, celebráronse funciones religiosas en todos los templos y se organizaron fiestas populares en el Volksprater, á las que acudió un inmenso gentío. Por la noche hubo fuegos artificiales, y á las tres de la madrugada, cosa inusitada dentro de las costumbres vienesas, todavía quedaban algunos centenares de personas en el Prater. De un pueblo que venera de este modo á su soberano puede esperarse todo por amor y por desprendimiento hacia él. CRÓNICA BILBAÍNA Bilbao, i5 Agosto ipoí. cho tiempo ha de pasar antes de que la afición bilbaína se cure del desencanto tan grande que ha sufrido este año con las corridas de feria. Aquí jamás hemos transigido con medianías, y derecho para proceder asi nos asiste desde el momento en que nuestra empresa taurina no regatea el precio de toros ni toreros. Lo mejor de lo mejor, y cueste lo que cueste, es y ha sido siempre nuestra divisa, por lo que á la fiesta nacional se refiere, y de esto nadie mejor que los diestros y ganaderos pueden dar fe. Estaba escrito, por lo visto, que este año todo había de salimos mal, y al fracaso magno de la Junta magna, organizadora de los festejos extraordinarios, ha sucedido un verdadero desengaño con las corridas de toros. No quiero decir que las corridas hayan resultado malas en absoluto; pero, de lo que en este año nos ha tocado en desgracia, á lo que hemos presenciado en años anteriores... cualquiera tiempo pasado fue mejor. aria y Fernando en Arriaga y la Pino y Borras en los Campos Elíseos, han realizado una magnífica campaña, y para las dos compañías ha brillado el sol de Agosto en todo su esplendor. A lleno por función les ha salido la temporada, y faltan aún los beneficios de los primeros actores. Bonito negocio han hecho también los dueños de tenderetes y barracas del ferial del Campo Volantín, pues salvo una noche en que el tiempo se metió en aguas, ha estado la feria muy concurrida y animada, y no han sido tampoco los que menor parte se han llevado de nuestros ahorros, los circos de Leonard Parish y María Alegría. HERMANN H 0 RW 1 TZ Para el mes de Septiembre nos queda un concurso de fotografías, y el gran certamen internacional de música organizado por el Ayuntamiento. i arrendatario de esos Jardines del Parque IC estejos aparte, el asunto que hoy nos tiene con que nuestras providentes autoridades á todos preocupados, es el resultado de han querido, á última hora y de mogollón, las próximas elecciones. compensarnos de la pérdida de los del Buen E DE MÚSICA