Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
SUSCRIPCIÓN PAGO A N T I C I P A D O POR CADA MES PUBLICIDAD S O L I C Í T E N S E TARIFAS Anuncios económicos. Redamos. Anuncios por palabras. Noticias. Informaciones, Administración: 55, S ¿rf ano, 55, Madrid N. i83. M A D R I D 12 D E J U L I O D E 1905 España, pts. i, y Portugal, pts. t Unión Postal, 2,5o trancos, ministración: 55, Serrano, 55, Madrid NÚMERO SUELTO, CINCO CÉNTIMOS EN TODA ESPAÑA yKí k i AVISO Ú N I C A A S A HVK D A T o i o r VA 1.0 K P I A M I A. I Y PAPELETAS Hcl MONTE COMPRO ALHAJAS P a g o allw! 4 pre Í 4 S PRUÉBENSE LOS CHOCOLATES DE LOS Peligros, 18, Joyería TASADOR AUTORIZADO C. SAV ITi: iC í l VIO. 14 ENTRESUELO RR. PP. BENEDICTINOS Cnicrt (lepií ito eo Madrid: LH. U DT, Camra de Sao Jerónimo. 6 5 PTAS. PRIMERA CASA EDEL 6 ALCALÁ 8 GRAN BALNEARIO DE JARABA (Z a r a g o z a) KMtaciiSn d e i e t i n a T e m p o r a d a 4 fir i a l t l e 15 d e J i m i o si 2 0 d e N e p t i e n i h r e De resultados infalibles contra el reuma, litiasis úrica, cólicos nefríticos y hepáticos, catarros vexicales, y especialmente para la diabetes sacarina y obesidad. Establecimiento de primer orden. Cómodas y elegantes habitaciones. Bestaurant, comedores de 1. y 2. Salones. Telégrafo. Propietario: D. i esw? r C frn y Serón. Dos coiililes StTX producen una deposición diaria sin dolor ni irritación combatiendo el es treñimiento y to das sus consecuen cias. Una p e s e t a pomo. Farmacias ARENAL, 2 Relnjitos, H. Monte Benéfico. 12. V i O V n í l t A 12 Para campo y jardín butacas, garitas, veladores, mesas, cestas de viaje y tnerienda. 4- 0 nr 100 de rebaja. Costanilla He ¡os Angeles. 1. Fábrica- Almacén de cestas. HciitiNla. s: oficial 20 añop práctica, se ofrece, dentada ras, 4 pts. diente. Enseña aspi rantes sistema sin paladar composturas en el acto. Hortaleza. B y 6 ñ. frente Gravina H niievosy dencasióti. Hay guar niciones. AlfoiiNi X, 1 y 5 EN 34.000 lIl KdS EN S A N T A N D E R Paseo Concepción, cerca de Sardinero. e vende amuebla do ó sin amueblar magnílioo hotel de ñ pisos con extenso jardín, huerta, agua abundantisima. gas, luz eléctrica, invernaderos, gallineros, etc. Pasan por enfrente dos tranvías. Informes: Barquillo, 30 duplic; tr ri, 2.o dprfipha. MüdriH SH TKASPASA Local en sitio céntrico próxi mo á Puerta del Sol. propio para Limpiabotas, Estanco, Loteria ó Almacén de Vinos; tiene mucho interior. Razón: Plaza de Matute, 8, H. d. do 8 á 10 mañana y de 2 á 6 tarde. d e l v e r a n o y le l o s v e r a n e a n te Se vende en todas las librerías al precio de 2 pesetas. Se vende casa sitio céntrico, k 30 metros por donde ha de pasar Gran Via; bu na renta; mide 6.788 (lies. Fsa ón; Malasaña, 10, pral. d. d e 8 á y 2 a S DI EieOalC 0. ll SU IO é industria; facilidad j, ia el reintegro. A propietarios, con letras aceptadas, se es acuitan ca. ntiHade. s. Caños. 8. h á 8. l52 BIBLIOTECA DE A B C CORAZONES HERIDOS 149 E n todas las situaciones extremas, sean las que sean, hay siempre un momento de alivio. E s t o le había ocurrido á Ricardo. Su indecisión había cesado; hacíase cargo de toda la horrible realidad; p e r o si estaba más tranquilo, no p o r eso se sentía menos desesperado. E n el momento en que Juana se despedía para separarse, Rogelio y M a r í a desembocaban p o r el o t r o extremo del paseo; XII Cuando salió el sol, Ricardo recorría con paso vacilante las avenidas del jardín, ansioso é impaciente p o r conocer la última decisión de Juana. A pesar de todas sus prevenciones, Ricardo estaba dotada de un espíritu bastante noble para reconocer que durante aque lia noche cruel el rostro de la joven había conservado un conti nente enérgico y valeroso. P e r o lejos de encontrarse satisfecho, mostrábase irritado, sintiéndose culpable ante ella, y hubiera sentido una especie de alivio, ó tal vez una excusa á sus ojos, si la hubiese encontrado indigna de él é indigna de ser amada. G r i t o s voces, reproches, una de esas escenas vulgares, tan frecuentes en los matrimonios y después de las cuales la vida común es imposible, le hubiera agradado mucho más y se hubiera sentido con ánimos para trabajar sin cesar y sin reposo hasta que la hubiera podido ir reembolsando aquella fortuna maldita. Nada de aquello había ocurrido, desgraciadamente; Juana sufría, pero aparecía resignada. P o r primera vez en su vida se preguntaba Ricardo cuál p o día ser el carácter de aquella mujer con la que se había casado in preocuparse siquiera de conocerla. N o era, en efecto, una muchacha frivola é insubstancial, como desdeñosamente la había juzgado, sino más bien una mujer con la que debería contar para todo, y ante la que se reconocía humillado y tal vez despreciado. ¿Podían ser apreciadns por ella las razones que le habían im ipulsado á obrar y á conducirse en la forma que lo había hecho? ¿Qué iba á ser su vida, de continuar así? Sería un suplicio para ambos, que no se interrumpiría un minuto ni un segundo. Cuanto más ahondaba en su situación, tanto más inadmisible íf. parecía que Juana aceptase semejante existencia; tan negro veía el horizonte, que se figuraba que ella se negaría á vivir con él y que le abandonaría para marcharse á Vernay. ...Rogelio y María desembocaban poi ti otro extremo del paseo. Ja joven iba apoyada en el brazo de su marido. Avanzaban riend o y charlando alegremente, radiantes de esa felicidad íntima y comple ta, ante la que se borra todo lo que sucede en el mundo exterior. Veíase que él no vivía más que para ella y ella para él. Con su aire de elegancia aristocrática y su aspecto de juventud, M a r í a estaba encantadora?