Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
i ¿AÑO TRES. NUMERO NICA 166. CRÓUNIVER- 1 ¿MADRID, 25 DE JUNIO DE i 9 o 5 NUMERO SUELTO, 5 CENTS. sas para el país en genera! y en particular para la provincia y región que le vio nacer. Pero... D Fernando Merino, que por méritos propios hubiera sido ministro en cualquier situación liberal, tenía un defecto de origen: era yerno del difunto D Práxedes Mateo Sagasta, y la austeridad jurídica del nuevo presidente del Consejo es tan grande que Je veda tener en cuenta estas consideraciones familiares y afectivas. Era preciso, no obstante, que el señor Montero Ríos pagase en alguna forma la deuda de gratitud con el que fue su jefe y para ello, con general aplauso, ha llevado á la subsecretaría de la Presidencia al fidelísimo D Pablo Cruz. Esto basta para la galena habrá pensado el ilustre canonista, con la conciencia plenamente sosegada. El discretísimo, el afable, el simpático D Pablo Cruz tiene, entre otras muchas relevantes virtudes, la de no comprometer á nada. Tal vez no hubiera ocurrido otro tanto si el señor Montero Ríos no hubiese padecido el olvido involuntario de relegar á segundo término al Sr. Merino, cuyas iniciativas juveniles acaso pudidran resultar peligrosas. Este hecho, unido á otros que ya se columbran en lontananza, prueba una cosa: muerto y enterrado definitivamente en el panteón de Atocha está el cuerpo del ilustre Sagasta: muerto y no resucrado s ¿quiere que esté su espíritu, alma del gran partido liberal. Tome nota de este hecho quien deba tomarla. La fiesta resultó muy bien, y todos regresaron haciendo elogios de la amabilidad del conde de Mejorada, de la belleza de la Dehesa de la Villa y de los progresos del Parque del Oeste. SAL ILUSTRADA. CRÓNICA 1 O D E L D Í A E) Gobierno sigue discutiendo y resolviendo la cuestión de alto personal. También parece que los señores Conséjelos hubieron de dedicar varias horas á recibir visitas. Despacho de ministro hubo por el que desfilaron, según se dice, más de cuatrocientas personas. Hay que pensar piadosamente que muchas de ellas, la inmensa mayoría, no fueron á dar nada, como no fuese consejos y enhorabuenas. A pedir, problemeníe irían muchas. Y á fe que, descontando eí derecho de petición de que todo español se cree asistido desde el instante que cae un Gobierno y sube otro, no habrán de faltar argumentos á los que, dando ala máxima bíblica de la caridad bien ordenada empieza por uno mismo una aplicación política, piensan que la felicidad de España empieza por- su propia casa. Esas cuatrocientas personas que ayer desfilaron por el despacho de un ministro, seián mañana cuati o mil y dentro de un mes cuatrocientas mil, que piden para sí, para sus adeptos, para sus banderías, no para ¡a nación ni para el bien genera! Muy cierto que estas prácticas son las de siempre; pero muy cierto también que los Gobiernos que, respondiendo á su significación, se propongan regenerar á España, deben evitar esos espectáculos, testimonio, elocuente de que seguimos gobernados y gobernantes, como muchos años atrás. Y algo se adelanta. Parece que hoy se publicará un documento de protesta contra el Gobierno, al cual documento dan su firma hombres de gran valía intelectual. Cualquiera que sea el alcance de esa protesta, será un síntoma de adelanto en nuestras costumbres, porque ¡cuidado que han desfilado por el Poder Gobiernos endebles y escasos de significación sin que á nadie se le haya ocurrido protestar! Antes no había más que resignados é indiferentes y pedigüeños- Ahora, por lo visto, hay ya quienes se revuelven y protestan. Algo es algo. Todo es empezar. TRIBUNALES p L CRIMEN D E LA CALLE D E AL CALA. Ayer terminó la vista de este proceso. El presidente de la Sala segunda, don Camilo Marquina, hizo el resumen de los debates con sencillez é imparcialidad. Leyó luego las preguntas que se hacían a Jurado, y éste, previa ligerísima explicación, se retiró á deliberar. Media hora más tarde se hizo público el siguiente veredicto. Primera pregunta. Enrique Burgos, ¿es culpable de haber disparado un tiro la noche del 17 de Septiembre de 1904 en la taberna que había en Ja calle de Alcalá, núm. 43, contra Cipriano Gómez, causándole una herida mortal de necesidad en el lado izquierdo de! cuello, que, interesándole la medula espinal le causó la muerte pocos momentos después? 5 2. a Al ejecutar el hecho objeto de la pregunta anterior, ¿Cipriano Gómez se hallaba detrás de! mostrador, de costado é inclinado sobre el mismo, despachando una copa de aguardiente á un parroquiano, sin que, por lo ta ito, pudiera apercibirse de la agresión, y estando completamente desprevenido é indefenso? Afo. 3. a Al ejecutar Enrique Burgos el hecho determinado en la pregunta primera, ¿obró con descuido ó negligencia graves? 5 4, 11 Enrique Burgos, en el expresado mo men o ¿se hallaba embriagado? Sí. 5. 3 ¿Acostumbraba Enrique Burgos á em briagarse? ÍVo. 6. Cipriano G mez, ¿vivía en el piso entresuelo de la casa núm. 3 de la calle de Alcalá, en cuya planta baja y en comunicación con aquél se hallaba la taberna que regentaba? ÍVo. 7. a Cipriano Gómez, ¿provocó en alguna forma el suceso que se relaciona con la primera pregunta? íVo. En vista del veredicto que niega la alevosía y afirma la negligencia con que obró el procesado, las acusaciones pidieron que se impusiera á Burgos la pena de dos años y cuatro meses de prisión correccional. La Sala, sin embargo, sentenció imponiendo al procesado un año, ocho meses y veintiún días de prisión correccional (que es el grado medio de la pena) y 3.000 pesetas de indemnización. UN PASANTE Una fiesta agradable y yer, á las diez de la mañana, fueron en va rios coches á la Dehesa de la Villa y a Parque del Oeste el alcalde saliente, los concejales y algunos periodistas con objeto de que estos últimos vieran y contaran después al público en sus respectivos periódicos la excelente situación en que se hallan las nuevas plantaciones de pinos y otras especies forestales en la mencionada dehesa, como también el visible adelanto del Parque del Oeste. En la Dehesa de la Villa es en donde se edificará el Asilo de la Paloma, que ha de ocupar un millón de pies cuadrados, y claro es que levantado en un terreno cubierto de tan exuberante vejetación como la que actualmente hay en dicho punto, de nada puede tacharle el higienista más exigente. Los expedicionarios elogiaron mucho el proyecto para el Asilo, y después de recorrer aquellos amenos lugares, fueron al Parque del Oeste, en el cual se sirvió un excelente almuerzo. Presidía el conde de Mejorada y á su derecha é izquierda estaban, respectivamente, los Sres. Osuna y Ruiz de Grijalba, Ortega Munilla y Francos Rodríguez. Mientras almorzaban los invitados, la banda de San Bernardino interpretó números escogidos y entre ellos una inspirada marcha, escrita por el asilado Sr. Santiago para e) conde de Mejorada. Este hizo un valioso regalo á la banda. REPARTO. UN E L INVOLUNTARIO OLVIDO NOTICIAS DEPALACIO api! a pública. En la capilla pública que hoy á las diez y media de la mañana se celebrará en Palacio, oficiará el obispo de Síón, predicando el sermón el abad de la colegiata de Soria, Sr. Nájera. Como es sabido, se trata de una de las capillas más solemnes del año. Las más ricas colecciones de tapices se han colocado ya en las galerías que ha de recorrer la regia comitiva. Ayer se dijo que para el gobierno del Banco de España sería propuesto el señor D Fernando Merino, á quien también se había indicado para una cartera en los primeros días de la crisis. Desde que oímos el rumor nos apresuramos á desmentirle. D F e r n a n d o Merino, como nadie ignora, es un hombre joven, de firme voluntad, de clara inteligencia, demostrada, más que con palabras, con hechos en la gestión de grandes empresas industriales, beneficio- O umor infundado. Ayer circuló el rumor de que S. M el Rey se hallaba ligeramente indispuesto. El rumor carecía de fundamento.