Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
CLASIFICADOS ANUXCIOS IN 2 VOCIOXARIOS T) OR palabras, clasificados en secciones. DEVOCIONARIOS, últimos modelos de 1 De una á diez palabrasr. 1 peseta. lujo de las mejores fábricas extranjeras Gran surtido en clase económica con Por cada palabra más, 10 céntimos. Las texto español y francés. Semanas Santas. abreviaturas y cada cinco cifras se cuen- Recordatorios para aniversarios y primetan como una palabra. Al impone de ra comunión. Rosarios. Estampas. Porcada inserción deberá añadirse 10 cénti- celanas. Novenas y obras religiosas. Limos de peseta por el impuesto de Timbre. brería de Leopoldo Martínez. Correo, 4. Los originales se remitirán á la Admi- -ESPECÍFICOS- nistración de A B C acompañados de su ON las pildoras Antib ¿l ¡o ax Zambrana se evitan cólicos y congestiones, importe en metálico, sellos, de correos, libranzas ú otro giro análogo, con oclio desaloja la bilis y tiene indicación marcada para ayudar las digestiones difícidías de anticipación á la fecha en que les. Caja, 50 céntimos. Puerta Moros, 5. deban ser publicados. Madrid. KK SECCIONES OSTALES artísticas. Inmenso surtido. ÚSICA de todos los autores y de todas las ediciones, el mayor surtido en Se remite gratis nueva edición catáloEspaña; pídanse catálogos que se envían go. L. Bartrina. Apartado 256. Barcelona. gratis y franco de correo, Casa Dotesio, editorial de música, la más barata de RAN éxito. Postales abecedario actriEspaña, 34, Carrera de San Jerónimo, y ces españolas. De venta en toda Es 5, Preciados, Madrid, y en Bilbao, Bar- paña. Por mayor: L B t r i L. Bartrina. B Barcecelona y Santander. lona. LA PALABRA 10 C É N T I M O S LA PALABRA UÑOZ. Gorras para uniformes civiles y militares. 34. Fuencarral, 34. Pídanse muestras y presupuestos. M GORRAS M P a n a IMPERMEABLES IMPERMEABLE Christian. Confecciona trajes de todas clases con paños no impermeabilizados, para señora y caballero. Gabanes impermeables, á pesetas 65. 50, Caballero de Gracia. G C ÚSICA baratísima, nacional y extranjera. Sociedad Autores Españoles. Arenal, 20. Madrid. TENEMOS inmenso surtido en géneros I de fantasía y en lanas para señora y caballero. Seguimos con los precios económicos de siempre. Rivera y Compañía. Príncipe, 41. P E L U Q U E R Í A S ÍERVICIOS esmerados peluquerías. TutJ tor. San Sebastian, 2; Lagasca, 43; Alcalá, 142. M MENSAJERÍAS PONTINENTAL Express. (Casa fundada w en 1890) Transportes terrestres y marítimos universales. Carros y camiones para el servicio de equipajes y mercancías. Embalaje de objetos y mobiliarios completos. Mensajeros públicos. Oficinas: Central, Carrera San Jerónimo, 15. Sucursal primera. Jacometrezo, 4. CONTINENTAL, Desengaño, 3. El mejor servicio mensajero. Alburas, postales novedad. MENSAJEROS públicos. Tarjetas postaAt les. Jacometrezo, 4. Única sucursal del Continental Express. TARJETAS postales al por mayor, edi 1 ciones de asuntos españoles de fantasía, gente conocida, nombres y otras cosas; tarjetas de felicitación. Casa Thomas, Sevilla, 3, Madrid. CARTEROS. Tarjetas postales con ins cripción, propias para felicitar las Pascuas. Pídase catálogos. Casa Tlwmas, Sevilla, 3. -a- P U B L I C A C I O N E S C R A T I S Boletín mensual ilustrado V Compañía General de Material Fotográfico. Gran Vía, 20. Bilbao. SABAÑONES. Pomada Adrover. 2 reaO les caja. Depósito. Mayor, 18. Madrid. íl? fffeif S C FARMACIAS tarifa militar. Hortaleza, 49, Teléfono 154; 57, ATEDRÁTICO ofrécese administrador Teléfono 140, y Paseo San Bernardo. 14. de las Delicias viuda y profesor de sus hijos. Referencias excelentes. Libia Correos, 6.885. raras F E K K E T U R Í A S H S Madrid. URLETES franceses invisibles caoutehouc. Batería cocina, acero, hierro y APARATOS ELÉCTRICOS Sa, aluminio. Hules, una peseta. Varillas visillos, 0,50. Plumeros, 0.25. Gamuzas, ELECTRICIDAD. Gramófonos. Estufas, 0,50. Sparklets, 6,50. Irrigadores, 2,50. J calentadores y toda clase de aparatos Cerraduras inglesas, 6 pesetas. Masticade calefacción eléctrica. Lámparas in- dores Ferretería Orueta, frente Escorial. candescentes New York y arcos voltai- Corredera. 34. Teléfono 1.749 cos. Máquinas de escribir y calcular. Instalaciones de luz eléctrica y timbres. Taller para la reparación de fonógrafos ¡ARDIN de la Rosa, Jorge Juan, 29. May máquinas de escribir. No comprar má- M drid. Construcción y reformas de parquinas parlantes ni aparatos eléctricos ques y jardines dentro y fuera de Madrid. sin visitar la casa Ureña. Barquillo, 14, Arboles frutales y forestales, plantas de y Prim, 1. Madrid. Se facilitan catálogos. todas clases. Exportación. Pídanse catálogos. B PÍA 5 ÍOS COMPOSTURAS de pianos plazos, gav rantizadas. San Bernardo, 13, principal. i) I ANOS á plazos desde 25 pesetas al mes, garantizados por la Casa Dotesio. editorial de música, 34, Carrera de San Jerónimo, y 5, Preciados, Madrid, y en Bilbao, Barcelona y Santander. OSTALES. Ultimas novedades en colecciones españolas y extranjeras. Sueltas, desde ñ céntimos. Platinos, á 15 y 20 céntimos en negro, y á 25 y 30 iluminados. Vistas de Madrid y provincias. Librería de Martínez. Correo, 4. i- SASTRERÍAS r i V lÑOS. Trajes de 5 á 50 pesetas. Gabanes 1) desde 10. El Infante, Preciados, 26. S O M B R E R O S UÑOZ. Depósito de sombreros flexibles, americanos, ingleses é italianos. Gorras inglesas. 34, Fuencarral, 34. E i TCEKI FOTOGRAFÍAS CALORÍFEROS de alcohol No necesitan! COTOGRAFÍ AS alegres. Muestra con ca tubería; seguridad absoluta. Calefac- 1 tálogo especial, 1 peseta en sellos. F. ción sana y económica. Preciados, 9. Castriüón. Cruz, 28. Madrid. CAIiEFACCJÓS L Cecüian es el instrumento sin rival para tocar el piano. No comprar ningún otro sin probarle. Fuencarral, 33, primero. Gasa Naoats. P POSTAI. ES M G RAN éxito. Horisonts, Boston- Waltz para piano, 2 pesetas. Arenal, 20, Madrid. Z A P A T E R Í A S- -7 APATER 0 de moda. Emilio Benítez y ¡Á Compañía. Grandes surtidos. Precios módicos. Atocha, 11. HECHOS Y A MEDIDA LOS D i MAS LUJO i LOS MAS MODESTOS. -LA- SURI, A L C A L Á 4 -T e l é í o n o 341. ESTILO COGNAC 53o BIBLIOTECA DE A B C ENTRE DOS PLANETAS 53 Nonberg, en una de aquellas chozas... Pueden ustedes ver el mapa. Si lo creen necesario, puedo proporcionarles un guía para que las acompañe. -Muchas gracias. Con el mapa nos basta. La se levantó. ¿No quiere, usted dar una vuelta por nuestros gabinetes de ¿No quiere usted dar una vuelta por nuestros gabinetes... trabajo? Desde la plataforma podríamos observar mejor la llegada del buque. Atravesaron varias habitaciones y llegaron al ancho círculo. Grunthe pronunciaba de vez en cuando algunas palabras explicativas. En un lado estaba la pared lateral abierta, y en el aparato de observación trabajaba Torm, quien saludó sin interrumpir sus trabajos. Sé le miró y examinó sus facciones hasta donde lo permitía la débil iluminación, mientras aparentaba examinar un reloj colocado cerca. -Oiga usted- -dijo Se repentinamente á Grunthe; -por poco viene con nosotras Isma Torm. Estuvimos con ella en el bosque, y por desgracia tuvo que volver á Berlín. ¿Oyó usted algo de los rumores que insisten en el regreso de Torm, y añaden que se oculta por aquí, no se sabe por qué razones? Como es natural, no hemos dicho á Isma nada de esto; pero á usted ya se le puede preguntar. Al hablar Sé, Torm se inclinó sobre el aparato, y la marciana notó que sus dedos temblaban al querer dar vuelvas á un tornillo. ¿Qué rumor? -preguntó Grunthe, como si no hubiera entendido bien. En el mismo momento se iluminó el contorno como si saliera el sol, y á través de la abertura de la pared penetró durante un momento una claridad como si fuese de día. ¡El barco aéreo! -exclamó Ld acercándose á la ventana y con la mirada fija en Torm, que se alejó rápidamente. -El capitán busca sitio donde bajar. -Y á mi ayudante le echó á perder laplaca, -agregó Grunthe. Cuando los tres salieron al parque, yacía el barco sobre el prado. Dos pequeñas lucecillas lo hacían visible en Ja obscuridad. Grunthe no pudo resistir á la invitación de ir á bordo y de descansar un momento en el saloncito del yate. Sé tomó asiento enfrente de él, y mirándole fijamente siguió: -Oiga usted, Grunthe: ese hombre que usted llamó su ayudante, es Hugo Torm, y usted lo sabe. ¿Por qué anda escon diéndose por aquí? ¿Por qué no está con su mujer, que le cree muerto? ¿Por qué la ceja sufrir? ¿Y usted lo permite? Eso es inaudito. Ahora diga usted la verdad. Grunthe apretó los labios sin pronunciar una sola palabra. ¿No quiere usted hablar? -M e está prohibido. El secreto no es mío. -Vamos, ¡entonces es de Torm! Esta confesión me basta. Y usted aorueba semeiante conducta?