Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
úm. Í 34 ABC primer establecimiento de crédito, ni en ningún documento de estadística ó de contabilidad. Esta oficina, adquiriendo ó vendiendo, cuando lo juzgue oportuno y por cuenta del Estado, giros y efectos pagaderos en oro, contribuirá poderosamente á la estabilidad del cambio. Para conseguir lo segundo, para reducir la circulación fiduciaria, se propone la emisión en cuatro años de setecientos millones en amortizable, dedicando el ingreso á reembolsar al Banco los pagarés procedentes de Ultramar, y se establece que mientras duren estas operaciones, el Banco no podrá reducir el tipo de su descuento ni el del interés de sus préstamos sobre valores. Con ja emisión de amortizable, la circulación irá aligerándose del papel pagado por el público para adquirir el título Pág. 5 emitido; con un descuento y un tipo de interés altos, se evitará que en las cajas del Banco entren títulos á cambio de billetes lanzados á la circulación. Producida cierta estabilidad con estas medidas, podrá el Gobierno; d ¿acuerdo con el Banco, reducir esa circulación fiduciaria, que es una de las causas principales de la depreciación de nuestra moneda. Tal es, á grandes rasgos, el proyecto del Sr. Villaverde. A falta de otro mejor, éste es el único esfuerzo razonado y serio que se haya intentado para rehabilitar la peseta, y si queremos vivir la vida económica de los demás pueblos, la peseta no puede seguir valiendo sé tenta y tres céntimos, como vale hoy, estando el cambio á treinta y siete por ciento. ALVARO CALZADO Artistas franceses en Madrid CEREMONIA FÚNEBRE EN LA JUNQUERA p 71 día 6 de Octubre próximo pasado se verificó en la Junquera (Valencia) la inauguración del mausoleo elevado á la memoria de los que perecieron en defensa de aquella villa en el día 6 de Octubre de 1873. En manifestación cívica se dirigió la comitiva al cementerio, sitio donde se ha levantado el mausoleo de referencia, y una vez cantadas por las masas corales de la población dos composiciones alusivas al acto, el señor alcalde, D. Pedro Brugat, pronunció un discurso declarando inaugurado el mausoleo y luego D. Francisco Bailó hizo la historia de tan memorable jornada. LA ACTRIZ FRANCESA JANE HADING T entro de cuatro días podrá aplaudir el público madrileño á dos artistas franceses: Jane Hading y Le Bargy. A este le ha aplaudido recientemente. La Hading es una notabilísima actriz que une á un talento muy grande una distinción suprema. Puede vaticinarse su triunfo. M ENT 1 DERO TEATRAL. LA COMIDILLA ¿Con que vuelve la Cátala á la Comedia? -Sí; se arregló. Según parece, á su salida no fueron extraños los nerviecillos de cierta primera actriz. -En efecto. Ya recordará usted lo ocurrido el año pasado con LoJita Bremón, aquel caso de absoluta incompatibilidad con un modisto. Puro neurosismo. -Pues de otras dos deserciones tengo que darle cuenta en aquella misma casa: de Nuestro compañero en la Prensa, retirada por su autor, y de la comedia La casa de Garda, de los Quintero, por dificultades, según mis noticias, de reparto, y por una determinada imposición femenina. -Mire usted por dónde entra á cubrir estas vacantes Linares Astray con un nuevo alumbramiento de este verano. Corrido el turno, la comedia de Linares romperá Seguramente el fuego. -Hombre, á propósito; no nace muchos días, y, me sirve su frase, se rompió el fuego también, pero en toda MOMENTO DE INAUGURARSE EL MAUSOLEO LEVANTADO EN EL CEMENTERIO DE LA J JNQUERA la línea, entre un conocido bajo que posee el monóculo EN MEMORIA DE LOS DEFENSORES DE LA VILLA EN I 8 y 3 Fot. Brugat de más circulación que conozco, y que por más señas nos lo encajan en el Real nuevamente, y un tenor que por su nombre recuerda á Gayarre, aunque en lo demás no le 1. a escuadra rusa que fondeó en Vigo, contintió después á Tánger, donde volvió á fondear. En la travesía murió á bordo recuerde. Motivo de la bastonata, porque la hubo, la de uno de los barcos un pope, cuyo sepelio SÍ verificó en aquella plaza con todo el aparato del tito griego. La fúnebre eterna política de Querubini. El tenor deslizó en el oído del bajo el clásico non li pago, y ríanse ustedes de la fa- ceremonia fue presenciada por mucha gente, para la que tenía el acto verdadera no. edai. mosa noche de San Bartolomé. En la refriega, al tenor se le perdieron los agudos y al bajo el consabido monóculo, su principal ornamentación. próximo menú artístico que se servirá en la Princesa los días 14, i5, 16 y 17 del actual: Tournée Jane Hading y Le Bargy: La Chatelatne, Demi- monde, L Etrangérey Le retour de Jerusalem, el palpitante éxito de Donay. ¡Mlonsmessieurs! LA ESCUADRA RUSA EN TÁNGER V- A on motivo de la discusión en el Congreso del proyecto de saneamiento de la moneda presentado por el Sr. Villaverde, es oportuno recordar su objeto y los medios propuestos para lograrlo. Tiende nada menos que á restablecer la circulación y la acuñación libre del oro, y hasta prevee el momento en que sea posible exigir del Banco de España el canje de sus billetes por monedas de oro. Las medidas propuestas tienden á dos fines: adquirir el oro ausente de nuestra circulación, mientras abunda en la de los países prósperos, y reducir la circulación de billetes, insuficientemente cubiertos por las reservas metálicas poseídas por el Banco. Para lo primero, se establece el pago en oro de todos los derechos de importación ó de exportación cobrados por las Aduanas; se autoriza al ministro de Hacienda á contraer con el Banco una deuda flotante en oro, con la oarantia de esa recaudación aduanera, Jy amortizable densa tro del año económico en que se contraiga; se le autoriza también á adquirir en el Extranjero anticipos sobre estos mismos derechos y á emitir un empréstito de setenta y cinco millones de francos amortizable en veinte años sobre el producto de las minas de Almadén. Completa estas medidas la creación en el Banco, y bajo la dependencia del ministro de Hacienda, de una oficina de cambio, cuyas operaciones serán secretas hasta el punto de no aparecer sus resultados ni en los balances de nuestro C El saneamiento de la moneda US MARINOS RUSOS CONDUCIENDO EL ATAÚD DE UN P O P E AL CEMENTERIO DE TÁNGER Fot. Carthy