Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Núm. 126 ABC EL KRONPR 1 NZ Y SU NOVIA 7 1 r v EL PRÍNCIPE HEREDERO DE ALEMANIA Y SU PROMETIDA LA PRINCESA CECILIA DE MECKLEMBURGO EN EL CHALET DE GELBENSA. NDE, RECIBIENDO LAS FELICITACIONES DE LOS NIÑOS DE LAS ESCUELAS NOTICIAS Y COMENTARIOS Leo en cierto diario un si es no es chusco: La guerra ruso- japonesa sigue dando que hablar á todo el mundo. Hasta las porteras, interesadas en las operaciones de nipones y rusos, por leer los partes telegráficos descuidan á veces los deberes domésticos. A la mía, su marido, que es guardia urbano en funciones, la hacía ayer reflexiones diciéndola entristecido: ¡Mujer, desde que has oído leer esos noticiones, r. i hablas más que de nipones ni pones bien el cocido! EL EMPERADOR GUILLERMO Y EL GRAN DUQUE DE MECKLEMBURGO PASEANDO POR LAS CALLES DE BERLÍN Refiriéndose á las actuales capeas de los pueblos, dice un periódico: En éstas novilladas muestran sus aptitudes muchos golfos que luego llegan á ser estrellas del arte. í rI Ayer me dijo uno de ellos volviendo de Villaturbia: -Mi valor me hizo en la plaza estar á tan grande altura, que de unos cuernos en otros me pasé dos horas justas. ¿Que cómo? Pues de los cuernos del toro á los de la luna. JUAN PÉREZ ZUÑIGA LOS AUGUSTOS NOVIOS PASBANDO EN COCHE POR EL PARQUE DE GELBENSANDE Fots. Beríiner- Ulustrations Gesellschaft