Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
Pág. ABC Núm. en 12 de Judo La promulgación esta fechada en Sar Sebastian el 11 de Agosto, y su publicación aparece ei la Gócete del 17 Publicamos como informacion curiosa los facsímiles de ol. 1? t? c tl í ¿Kan ÍXVIIC c 2 iC 7 ¿C 7 Z ¿fe I ÍT ¿OÍ- v f i t tf u c J 9 0 j) o, 0 -ti X ófcs- TSlA ¿i+ CK- TstA Q Qp Q 3 AsO- Q Ts A- Aj 0 d C W í- úVW tc. OÜ ENTIERRO DE UN SOLDADO RUSO SOBRE EL CAMPO DE BATALLA 1.1. algunas paginas de los escritos de sanción real y de pro mulgacion que refrenda el ministro de la Gobernación. Esta ley bienhechora, de la que acaso no se ha dado todavía exacta cuenta la opinión, tal vez porque en España lo importante y trascendental es lo meno comenta- LES R J S O O COGIDOS POR LCo JAPONESES DEbPUES DE UNA BATALLA Photo ou ell s do ha sufrido los entorpecimientos que sufren siempre todas las medidas de gobierno acertadas, pero hay que reconocer que la conversión del proyecto en ley ha sido llevada con plausible rapidez Salvo algún intento fallido de obstrucción, ha sido aprobada y promulgada en un plazo relativamente breve, llenándose asi perentorias necesidades y cumpliéndose ansias legitimas de la opinión. A PROTECCIÓN A LA INFANCIA. COMO SE HACE UNA LEY bien informado aprobándole la Alta Cámara El Congreso le aprobó en Mayo y después de reunirse la Co- La ley de protección a la infancia ha sido una aspiración de todos los médicos y filántropos. El doctor de los niños el ilustre Tolosa Latour, la ha consagrado sus entusiasmos, toda su actividad todo su saber, todo su amor, que es inmenso, a los niños Con gran justica la ley que acaba de promulgarse tiene el popular nombre de Ley Tolosa Latour Mucho trabajo y grandes amarguras le ha costado realizar su hermosa obra pero su satisfacción al ver hoy cumplidos sus anhelos, debe ser también muy grande. Sus sacrificios están compensados. Es curiosa la historia de esta ley En 1889 después de variar campañas de la Prensa, ofreció el Sr Dato, ministro de la Gobernación entonces aceptar el proyecto que presentasen las Cortes Un año despue se presento uno en el Senado pero, desgraciadamente, no paso del seno de la Comisión que había de informal. Ya poi aquella fecha empezó a estudiar la Sociedad Española de Higiene las bases presentadas por el doctor Tolosa Tatour, bases que constituyen e! proyecto ya convertido en ley Esas bases fueron también aprobadas por el Congreso Deontologico celebrado en Madrid en Abril de 1903 La Prensa, especialmente la jurídica comento y ensalzo debidamente aquellas b ses. En Diciembre de 1903 el ministro de la Gobernación, S Sánchez Guerra ofreció hacer suyo dicho proyecto, y, efectivamente el Gobierno le presento en el Senado mjsion mixta de ambas Cámaras, se aprobó en estas deen Enero de 1904 Paso a la Comisión elegida por las finitivamente secciones, y no sin injustificada oposición, salió de ella La Mesa del Congreso llevo la Ley a la Sanción Real veraneo en esines, el colaborador artístico de A B C y Blanco y JSegro en San Sebastian, ha tenido la feLz idea de sorprender con una instantánea fotográfica eJ paseo del bulevar al mediodía Ella dirá al lector lo que no podría decirle la me) or pluma y la imaginación mas despierta. Ese es el bulevar de doce a una de la tarde los días festivos. N o se pregunte por que es asi. Es porque lo es y porque la rutina no se extingue en España. Los veraneantes extranjeros no frecuentan el bulevar a esas horas, pero los españoles si: como van a misa de doce a las Calatravas en M a drid, y como en otras capitales al paseo impuesto por la costumbre a dar vueltas en un estrecho circulo, a pisarse los taldnes y a tragar polvo. Ahora bien; rutinaria y censurable esa practica donostiarra, ¿hay en ciudad alguna nota mas brillante, mas llena de animación y de vida 9 La gente pasea, n e y habla; los vendedores de periódicos gritan, y entre el murmullo de los paseantes y los pregones de los periodistas surgen los sonidos de una banda de música que ejecuta un concierto para la gente elegante, que co ea con su charla a Wagnei, y para la geme dei paebio, que 1