Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
¡San Felipe y Santiago! Sepa todo ej mundo que ha entrado Mayo. As! se cantaba antiguamente en Madrid cuando con las fiestas populares de Ja Maya y de Santiago el Verde se celebraba la llegada del mes hermoso en que son más alegres los días y en que lucen más lozanas las flores. 11 La Maya era la coronación de la muchacha más bonita del barrio, elegida por sufragio universal para ocupar- -Pues sí, amigo D Paco. Mi hijo aspira á un acta. el trono que se levantaba y brillaba en un día, pero en- -Señora, son tantos los compromisos... el cual dominaba durante algunas horas el más avasalla- -No es por alabarle, pero habrá pocos jóvenes más dor de los poderes: la belleza. dignos de figurar en el futuro Congreso. Además, tiene La pocva ensalzó este breve y efímero reinado, y sus una figura muy bonita. ¿No le conoce usted? anales han quedado en los archivos donde se guardan las- -No, señora. tradiciones madrileñas, y de donde Antonio Hurtado- -Va mucho á los Luises, y tiene una colección de sacó su celebrada comedia 1. a Maya. tarjetas postales preciosas. El pobrecillo se aburre, y quiSantiago el Verde era la romería á una ermita en la que siera hacerle diputado para que se distrajese. ¿Sabe usted se guardaban reliquias de los dos apóstoles, y que se al- lo que me gustaría? Que cuando llevara un par de meses zaba en una pradera llamada el Sotillo, entre la puerta de de diputado le hiciese usted gobernador de una provinToledo y el portillo de Embajadores. Zabaleta describe cia bonita; de Málaga, por ejemplo... Conque ya lo sabe el sitio en los siguientes términos, que prueban que es usted; es necesario que el Gobierno le ensille, diso. le ya antigua la frondosidad de los alrededores de Madrid: encasille. Unos árboles, ni muchos, ni galanes, ni grandes; más- -Pero. parecen enfermedad del sitio que amenidad influida. Hu- -No creo que me negará usted ese favor. medece el soto, dividido en islas, Manzanares, poco más- -Se lo diré á Maura. que si señalara la tierra con el dedo mojado en saliva. ¿A Maura? Pues entonces es cosa hecha. Maura La fiesta tenía dos aspectos: la de la mañana, que se conoce mucho á mi hijo. ¡Ya lo creo que le conoce! celebraba al amanecer y se llamaba Tzl trapillo, de donde Como que cuando hizo la primera Comunión estaba ha quedado la frase de vestir de trapillo para significar el Maura arrimado á una columna, en la parroquia de San descuido del traje, y la de la tarde, que era de más rum- Sebastián, y al verle tan mono le dio un beso. bo, y á la cual las damas muy compuestas y emperejila- -Pues entonces... das iban en coche y los galanes á caballo. A estas fiestas sucedió en el siglo xvm la de la Cruz de Por el distrito de Castromulos presenta su candidaMayo, en la que las hermosas hijas de Lavapiés y de Matura, en clase de ministerial, el joven D Atilano Pelleravillas demostrad su rumbo improvisando en medio jín, que cuenta con el apoyo del Gobierno. Créese segude la calle floridos- Jtares, adornados con colchas de dara su elección, á pesar de la legítima influencia que dismasco, guarniciones de encaje y pañuelos de Manila, y fruta en aquel distrito D. Emeterio del Olmomustio, desplegaban su gracia y donaire para sacar á los usías orador eminente, exdiputado liberal, benemérito de la cuartitos para la Cruz, que más que á ensalzar el signo Patria y amantísimo padre de familia glorioso de nuestra redención, se consagraba é celebrar bailes y merendonas. IV En los primeros años del siglo xix que siguieron á la GOBERNADOR AL MINISTRO. -Lucha preséntase empetriste jornada del 2 de Mayo de 1808, los madrileños ñada Castromulos. Electores rechazan candidatura Pese dedicaron á honrar la memoria de las víctimas de llejín desconocido distrito. Partidarios O l m o m u s t i o aquella horrible matanza, visitando en el parque de Monmuéstranse envalentonados, Haré todo posible por triunteleón, en el Prado y en la Moncloa, los sitios donde fo Pellejín. Este recorre distrito con su señora madre. fueron sacrificadas. Una puerta, gloriosa por los recuerSalvando todos respetos, paréceme tonto. Ayer salió pados que despierta; un monumento modestísimo y un ceseo bicicleta calzón corto, piernas desnudas. Electores menterio cuyas sepulturas oculta cariñosamente la hierba, riéronse sus barbas. Mamá solicitó fuesen detenidos por que crece en abundancia en su olvidado recinto, es todo Guardia civil los que riéronse hijo. Como continuasen lo que queda de aquellos hechos heroicos que conmemorisas, mamá dijo Guardias civiles hiciesen fuego; éstos neran todavía la procesión cívica dispuesta por el Ayuntagáronse. ¿Qué hago? miento y la organizada por la Cruz Roja. MINISTRO Á GOBERNADOR. -Insisto necesidad salga PeLa fiesta más característica de Mayo en los actuales llejín toda costa, aunque observando la más escrupulosa tiempos, es la del Trabajo. El obrero, sujeto á ruda laneutralidad. Aconséjele cubra pantorrillas para evitar bor todo el año, se aparta el primer día del mes hermoso conflictos. Reconcentre por si acaso Guardia civil. de su inseparable compañera la máquina; abandona las herramientas que encallan sus manos; sube de la lobreguez de la mina; sale del taller y de la fábrica, y aspira- -Que sea enhorabuena, amiga mía. con delicia el aire embalsamado, mientras sus ojos se re- -Gracias, señores. crean en las maravillas que ilumina una luz espléndida. -Vaya, vaya. ¿Conque diputado Atilanito? Bien ganada se tienen esta fiesta los que más fielmente- -Sí; con una magnífica votación. cumplen la sentencia divina que condena al hombre á- ¿De modo que su contrincante? ganar el pan con el sudor de su frente. -Ahogado completamente. Para las almas tiernas y devotas, para las mujeres y- ¡Claro! Era una locura querer luchar con Atilanito. para los niños especialmente, Mayo es el mes poético de ¿Y quién? Una persona tan ordinaria. las Flores de Marta, que anima los colegios y los con- -Ordinarísima; pero la lección ha sido buena. ¿Sabe ventos, engalanando con las primicias de los campos y usted cuántos votos sacó mi niño? 14.973. de los jardines los altares consagrados á la Virgen. ¿Y cuántos electores han tomado parte? Para los que todo el año viven en fiesta, Mayo no- -Unos veinticinco. hace más que cambiar el programa, y a garden party su- ¡Qué milagros tan estupendos se ven en las eleccede al baile en el salón. Pero para todos, grandes y ciones! chicos, ricos y pobres, Mayo trae alegrías y consuelos- ¡Naturalmente! De no ser así, el Congreso se llenacon sus días espléndidos, con sus tardes hermosas, con ría de cursis. todo lo que renueva en el alma las esperanzas, haciendo VI más llevaderas las amarguras y las tristezas. -Adiós, Atüano. Que sea enhorabuena. Mayos se llaman los ramos con que los novios engala -Glacias, glacias. nan las puertas de las casas de sus novias la última noche- ¡Vaya un gabán! de Mayo en algunas comarcas de España. Mayo, el árbol- -Me lo he mandado hace! ahola para il al Congleso. plantado en medio de la plaza, y en torno del cual bailan ¿Te gusta? los mozos y las mozas los días de fiesta. -Mucho. Mayo despierta ideas de juventud y de amor, de jiras- -Dice mi mamá que conviene píesentaime así polque y de serenatas, de todo lo que constituye esos hermosos los gabanes coltitos no son plopios pala il á las sesiones. paréntesis de la vida en los que, según la feliz expresión- ¿Y por dónde has salido diputado? de Víctor Hugo, el alma está de rodillas. ¿Yo? T ol mi mamá. ¡Jesús, Jesús! ¡Qué capricho! -No me niegues este favol, mamaíta. ¿Y si te dan un golpe? ¿No sabes que cada vez se está poniendo peor el Congreso, y el día menos pensado se arma una muy gorda? -No me convences. -Limpíate esas narices, hombre. No sabes la rabia que me da verte siempre con las ventanas obstruidas. -Es que estoy acataladísimo. hace el mismo deplorable efecto que si á un general vencedor en cien combates se le premiase considerándole arzobispo metropolitano. Tjor muchas que sean- -y Dios se las aumente- -las satisfacciones que encuentren en este país nuestros ilustres huéspedes los congresistas, no han de librarse de dos impresiones desagradables. Una de ellas es la que les producirá el clima, Vamos, se dijeron, al país del sol, oú fleurit l oranger y se vinieron muchos de ellos con sombreros de paja, que da frío verlos, y aquí se han encontrado con un tiempecito que se chupa uno los dedos de gusto. Otra es la que habrá de causarles el número de personas que les acosan en la calle para decirles que no han comido, porque si á esta confidencia de los pedigüeños agregan el apetito con que ven que comen, lunchean y cenan los españoles en las fiestas á que asisten, dirán sin duda: En este país, oú fleurit l oranger, hace todavía más hambre que fr o Y así se explicarán que el mayor obsequio que se nos ocurre por acá hacer al que se distingue por algo, es... darle un banquete. Formé parte en una ocasión del acompañamiento de unos extranjeros que vinieron á Madrid, y en un día tuvimos un almuerzo, dos lunchs, una merienda campestre, tina comida y tres tés con fiambres en diferentes Centros, á todos los cuales tuvimos que asistir por no pecar de descortesía, y á las dos de la madrugada, cuando les acompañamos al hotel, tuvimos que disponer otra fiesta, que fue la que más agradecieron. ¡Les dimos un bicarbonato de honor! j p n el Moulin- Rouge de París, un gimnasta portentoso, Mr. Lionel Strongfort, está ejecutando un ejercicio sensacional. Se coloca sobre un puente de madera y le pasa por encima del cuerpo un automóvil con cinco personas, sin causarle la menor molestia. ¡Qué gran ejemplar para hacer sus pruebas los inventores de salvavidas de tranvías! A mí, por un lado, me asombra y me causa envidia este Hércules contemporáneo; pero por otro, me da lástima de esa resistencia de músculos é insensibilidad de epidermis, porque cuando al hombre le pique una pierna, pongo por caso, ¿con qué se rascará que le haga efecto? Un hombre así tendrá que mitigarse los picores disparándose una perdigonada, CARLOS LUIS DE CUENCA Madrileñerías KASABAL I A VIDA EN BROMA. ECOS ELEC TORALES I -Mamá, yo quielo sel diputado. -Pero, hijo de mi vida. ¿Qué vas á hacer tú en el Congreso? -Lo que hacen otlos. Me da mucha velgüenza que Rafaelito, el chico mayol de Pélez, salga diputado en todas las legislatulas y yo no. -El chico de Pérez es muy despejado y muy hombre. -También yo lo soy. -No digas tonterías. Me guardaré muy bien de contárselo á nadie, pero no dejo de reconocer tus defectos. Levanta esos hombros, que pareces un pájaro mojado. -Es que tengo mucho flio... Anda, mamá, vete á vel á SHvela para que me lecomtende. N ANIVERSARIO Y Mariano de Cavia expuso UN CENTENARIO u n a e ca z como todas las suyas, en A B C. ¡Lástima grande que no siga exponiendo otras, aunque las ha prometido repetidas veces! Aquella ideíca era una excitación á autores y actores para celebrar las bodas de oro del maestro Caballero con la Música. En Murcia, donde el ilustre músico ha pasado la última Semana Santa, encontró eco la iniciativa de Cavia. Se festejó al veterano maestro, y en uno de los banquetes que se le dieron, se acordó por los comensales telegrafiar al simpático autor de la ideíca en los siguientes términos: Comensales banquete oficial, ofrecido Ayuntamiento Murcia Salón Casino en honor Fernández Caballero, salúdanle afectuosamente como iniciador felicísima idea bodas oro del insigne maestro. En nombre de todos, Juan Rubio, alcalde Murcia; José Ledesma, presidente Casino; por Círculo Bellas Artes, Ricardo Sánchez Madrigal. Cavia agradeció, de seguro, el telegrama. Y no pasó más. La ideíca se quedó en ideíca. Los autores y los actores á quienes aquella estaba dedicada, se hicieron los suecos, que es la nacionalidad preferida por los españoles desde, v aun antes, de tanto hablar de europeizarnos. Me t sta, ¡no me ha de constar! que Blanco y Negro y A B C ofrecieron á Cavia los salones de su casa para organizar una fiesta en honor del autor de La Marsellesa. No creo que Cavia haya recibido otros ofrecimientos. Ni de empresarios á quienes Caballero con su música enriqueció, ni de autores á quienes encumbró, ni de actores á quienes sacó tie la nada. La ideíca, pues, fracasó. Ahí va otra, no de Cavia, que, como aquélla, debería prosperar, y que si alguna esperanza de buen éxito puede tener, será porque no va brindada á mucha gente, sino á una sola persona, y muy simpática por cierto: á el Alcalde de Madrid. Hoy precisamente hace veintiún años que murió Mesonero Romanos. ¡Mesonero Romanos... ¡Como quien dice, nadie para las letras y para Madrid! Se puso una lápida en la casa donde murió, y ¡aquí paz y después gloria! En un sarcófago erigido en el núm. 29 de la fila 3. a del patio de Santa María de la Cabeza, en el Cementerio de San Isidro, y cuya fotografía publicamos, yacen Luis TABOADA sus restos. Mesonero Romanos no tiene estatua en Madrid. Ni falta que le hace. Ni seré yo quien la demande para él. ¡Así como así, la tienen y la tendrán muchos que no la merecen! Sería ofender á los que la merecen colocarlos entre los que sin méritos se ven reproducidos en C ada entierro oficia y solemne de personaje ilustre que bronce ó piedra. presencio, me hace exclamar en el colmo del asombro: Pero es el caso que dentro de tres meses escasos, el- ¡Pero Señor ¿Tan difícil será hacer una ley de honores fúnebres, que hemos de estar años y años apelando á los ho- 19 de Julio, se cumple un siglo del nacimiento del vernores prestados y á las categorías fingidas? daderamente insigne, ilustre y glorioso escritor cronista Quiere el Estado dar solemr. lad al entierro de un persode Madrid, según reza la fe de bautismo que, copiada naj y no se atreve á decir: formarán las fuerzas tales, y se al pie de la letra, dice así: harán las ceremonias cuáles cosa que á nadie extrañaría, sino Libro 5 a de bautismos, folio 27. que empieza por mirar a difunto como cosa distinta de lo i. T. n la Iglesia Parroquial de San Martín de Madrid, á que fue, y así haya sido el hombre más pacifico y aun pusiveinte de Julio de mil ochocientos tres. Yo, Fray Froylán lánime del universo mundo, le considera como general con Quiroga, teniente cura de ella, bauticé á Ramón Elias Jusmando en plaza. to Pablo, hijo legítimo y de legítimo matrimonio de D. MaQue tengan los ilustres varones derecho á fúnebres hometías Mesonero, natural del lugar de Machacón, Obispado de najes, santo y bueno me parece; pero ¡por María Santísimal Salamanca, y de doña Theresa Romanos, natural del de Moros, seamos serios siquiera para enterrar á los difuntos. Eso de que á un sabio y virtuosísimo prelado no se le pue- Obispado de Tarazona; Abuelos paternos D. Joseph y doña Antonia Herrera, naturales de dicho Machacón; maternos da honrar sin considerarle previamente como general, me U COSAS