Patrocinado Por:

Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
con eJ Gobierno portugués y existe en ¡as DIFERENCIAS económicasindustríales del reino lusitano la protesta latente que del fisco, han ciases comerciales é contra las exacciones LOS SUCESOS DE COÍMBRA originado sangrientas luchas en Coimbra entre el pueblo y las tropas, re- saltando varios pdsanos muertos y heridos. VISTA GENERAL DE LA CIUDAD DE COIMBRA El cuerpo escolar simpatizó con el ouebio, y el Gobierno acordó la clausura de la Un rr. s. dad y de! Instituto La censura telegráfica, ejercida con extremado riTor por el Gobierno, ha impedido conocer detalladamente los sangrientos suce: os de Coimbra. Fot. Lacoste LAS OBRAS DEL PILAR DE ZARAGOZA p L jueves último se verificó en Zaragoza una solemne fiesta para celebrar la inauguración de las obras de la nueva torre en el templo del Pilar. 1 capitán general representó á S. M. el. Rey, y asistieron además todas las autoridades, corporaciones y sociedades. Ofií 1 f í y 1 J Wft j- VESTIDO PARA C 0 M 3 DA. ESTA HECHO CON CRESPÓN DE LA CHINA, COLOR MALVA, QUE LLEVA INCRUSTACIONES DE ENCAJE CRUDO ABRIGO DE NOCHE, DE TERC 1O PELO BROCHADO BLANCO Y MALVA. VUELTAS Y VOLANTES DE LAS MANGAS Y DEL BAJO DE GUIPURE AMARILLO I ABLANDO CON LOS HUMILDES. í l UN BARBERO CARA AL SOL Cruzo el Rastro. En plena calle, al arrimo de un ár bol, de cara al sol, hallo al peregrino afeitador y al paciente afeitado que tenéis á la vista, lectores. DEND 1 C 1 1 EPISCOPAL E! ÜL ACTO DE INAUGURAR LAS OBRAS DEL PILAR Fot. Méndez León Fot. M. Sierra ció el obispo de Huesca, asistido por los prelados de Jaca, Pamplona y Teruel. El de Pamplona pronunció una elocuente Lleva el artista remendado calzón y biusa volandera, plática alusiva al acto. Al terminar la misa, salió del templo procesionalmente el cortejo para colocar en el hueco abierto ya la piedra sobre la que ha de levantarse la nueva torre. La plaza del Pilar se hallaba vistosamente adornada con guirnaldas, flores que henchida por el aire adquiere redondeces de globo; y plantas. La concurrencia al acto fue extraordinaria, llenando todos los alrededores del hermoso templo boina grasienta y pañolito chulo, anudado al cuello. Os-