Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
VIERNES 19.10.2018 Editado por Diario ABC, S. L. San Álvaro, 8, 1 3, 14003 Córdoba. Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 37.549 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid. Teléfono de atención 901 334 554. Centralita ABC 91 339 90 00. EL PULSO DEL PLANETA VISTO Y NO VISTO El alter ego de la gallina Caponata se jubila Durante 50 años, Caroll Spinney articuló la gigantesca marioneta con la que conquistó a los chavales desde las calles de Barrio Sésamo IGNACIO RUIZ- QUINTANO OTAMENDI El sueño de Otamendi, ingeniero de la locura del Metro madrileño, fue unir la Puerta del Sol con la Sierra de Guadarrama n siglo después, el Rey vuelve al Metro de Madrid, aquella locura de Miguel Otamendi, ingeniero donostiarra que deambuló por la capital con su proyecto como un vendedor de alfombras hasta que el Rey decidió invertir en él su dinero de bolsillo. Suyo fue el primer billete expedido. Ayer declaró, orgulloso, Otamendi a propósito de la inauguración antes de marcharse a París, me envió su importe, de quince céntimos, cuyas monedas las pondré en un cuadro, como primer ingreso que tuvo la Compañía. En París, capital de una República que es una monarquía de paisano, el Metro es una maldición política desde que preguntaron a Giscard el precio del billete... y no acertó a responder. Giscard vivió de decirle a De Gaulle Oui, mais hasta que a De Gaulle se le escapó un Oui, mais a Giscard le falta el pueblo y Giscard quiso arreglarlo bajando al metro sin chaqueta, pero con corbata y fotógrafos. Después vendría Chirac, un alcalde saltándose el torno porque iba a una exposición de arte. Los españoles tenemos el Salto de Alvarado en la Noche Triste y los franceses tienen el Salto de Chirac en la estación de Auber. Un millón de volquetes de tierra la tierra de Madrid es arenosa y amortigua los ruidos sacó Otamendi, al mando de tres mil obreros, del tramo Cuatro Caminos- Sol (veinte metros de profundidad en la Gran Vía y uno en Chamberí) cuyo sueño fue unir el ferrocarril metropolitano de Madrid con el ferrocarril electrificado a Segovia y Ávila, Guadarrama, la sierra donde el fin de semana se proveían de aire los krausistas para luego poder dar la brasa en la capital. El epígono de Otamendi en Madrid es Manuel Melis, un ingeniero con dos debilidades, Benet y Gallardón. Suyos son los túneles de la M 30, coronados por los diseñadores de jardines, que horadaron las bóvedas para plantar sus jacintos. Me fui del Ayuntamiento porque lo que me ofreció me hubiera parecido bien cuando acabé la carrera y estaba trabajando en el Cargadero de Aaiún. U MARÍA ESTÉVEZ LOS ÁNGELES C aroll Spinney, el titiritero que daba vida a Big Bird, personaje conocido en España como la gallina Caponata, acaba de anunciar su retirada tras 50 años bajo las plumas del ave más entrañable de la televisión. Caponata era aquella criatura de Barrio Sésamo que, cada tarde y durante años, instruía desde la pequeña pantalla acerca del valor de la amistad. Los manierismos de Caponata fueron obra del propio Spinney, quien, en compañía de Jim Henson, puso en antena Barrio Street Barrio Sésamo) en 1969. A pesar de su gran estatura, su cándida personalidad, su curiosidad y su pasión por descubrir nuevas actividades hicieron de este uno de los personajes más queridos por la audiencia. Ahora, medio siglo después, Spinney sale del cuerpo de su criatura para jubilarse, aunque, insiste, no abandonará del todo las calles de Barrio Sésamo Tengo la intención de convertirme en embajador de Sesame Workshop la productora durante los próximos años. Después de todo, somos una familia. Ha llegado el momento de que otros actores, a quienes admiro y respeto, se conviertan en Big Bird y Oscar The Grouch (Óscar el Gruñon, un monstruo de peluche verde con muy malas pulgas) Me van a quitar mis alter egos y los van a abrazar para darles vida con sus manos ha escrito Spinney en las redes sociales de Barrio Sésamo a modo de despedida. Para muchos seguidores del programa, la despedida de Spinney significa un cambio de rumbo en unos per- El titiritero con su criatura, Big Bird, la gallina Caponata en España sonajes que han marcado la infancia de varias generaciones de telespectadores de todo el planeta. De hecho, Caponata (o Big Bird) es el sol de Barrio Sésamo, en torno al cual orbitaba el célebre espacio infantil. ABC tro años, protagonizó el documental I Am Big Bird: The Caroll Spinney Story Y a sus apariciones en Barrio Sésamo hay que sumar libros, películas, producciones de teatro y musicales. Desde 1994 tiene Además de una estrella en el Paseo Desde dentro Caponata, de la fama de Hollywood. Debido a la naturaleza Big Bird (Caponata) Spinney creó del personaje, Caroll me ha permitido viajar, e interpretó Spinney ayudó a Kermit abrir mi mente y alimenal monstruo Love a confeccionar el diÓscar el Gruñón tar mi alma confesó Spinney al despedirse. seño del disfraz según un dibujo de Henson. ManeCinco décadas dedicadas jaba la cabeza de la marioneta con su a un personaje legendario que siembrazo derecho y no podía ver con sus pre le mantuvo a la sombra, pero que propios ojos lo que ocurría fuera del le permitió conocer a su mujer, Debra, disfraz, sino a través de un monitor en 1973. Se despide un titiritero ejeminstalado en su interior. En 2006, sus plar. Lástima que no todos los niños interpretaciones valieron un premio hayan aprendido la lección de cómo Emmy a su toda su carrera. Hace cua- ser un buen amigo. Verbolario POR RODRIGO CORTÉS Prejuzgar, v. tr. Ganar tiempo.