Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
SÁBADO 25.8.2018 Editado por Diario ABC, S. L. San Álvaro, 8, 1 3, 14003 Córdoba. Diario ABC, S. L. Reservados todos los derechos. Queda prohibida la reproducción, distribución, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta publicación, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa. Número 37.494 D. L. I: M- 13- 58 Apartado de Correos 43, Madrid. Teléfono de atención 901 334 554. Centralita ABC 91 339 90 00. MARAVILLOSOS GUIRIS HUBERTUS HOHENLOHE ESQUIADOR Y EMPRESARIO VISTO Y NO VISTO Mi regreso a la edad de oro de Marbella Nació en México, tiene pasaporte de Liechtenstein y su corazón es andaluz. El hijo de Alfonso de Hohenlohe disfruta de cada rincón de la Costa del Sol IGNACIO RUIZ- QUINTANO MALOTES Franco los tenía por tontos y en las redadas, si por error caía un socialista enredado con la trenka, se le devolvía al agua como si fuera una bertorella osé Alfonso Morera Ortiz, El Hortelano para el arte, tenía en Madrid, como Carrère, sus horas de vagar Una Nochevieja conoció a un paisano de copas que pagaba él porque marchaba con una beca a Nueva York. Como se le acabara el dinero, fue a casa un momento en la calle Mayor, por más, y el paisano aprovechó para, de una tunda, quitarle todo, menos el susto. Ya en Nueva York, decidió disfrazarse de malote para que no se repitiera la Nochevieja: se disfrazó de skin con tan mala suerte que unos negros que pasaban por allí, insensibles a las explicaciones del camuflaje, le dieron una leña. Estos quebrantos de El Hortelano me vinieron a la memoria con un tuit de Pepiño Blanco, el león de Palas de Rey que no pasó de primero de Derecho en Santiago de lo duro que era (el Derecho) acusando a los peperos de... muy blanditos con Franco En Madrid los que me insultan llevan abrigos de visón se defendió en su día Pedernal Pepiño porque la gente empezó a preguntarse de dónde sacaba para tanto como destacaba. ¡Del Sed duros de Nietzsche, nuestro ídolo de adolescencia, al Sed caraduras de Pepiño, nuestro ídolo de madurez! Pero, igual que El Hortelano no era skin Pepiño Blanco no es heavy Ni un Tom de Finlandia. Y tampoco un Charles Bronson. Si acaso, y por la humedad del labio, el E. B. Farnum de Deadwood capaz de hacerse una queimada con la calavera de un general. Como ministro de Fomento su mayor logro fue poner en el mapa mediático la gasolinera de Guitiriz. Ahora baila rock roll duro y rollizo sobre la tumba de Franco porque la clandestinidad de su partido se reduce a hacer pintadas antifranquistas en un garaje de Sevilla, y enviar las fotos al extranjero en prueba de tener rodeado al Régimen que protegía a Isidoro como oro en paño. Franco los tenía por tontos y en las redadas, si por error caía un socialista enredado con la trenka, se le devolvía al agua como si fuera una bertorella. El carácter de España es Pepiño. J rtus de PADRE Hube do por NOCHES INTERMIN GADO DE SU ABLES El em lla Club, funda EL LE esquiador co presario y el hotel Marbe so n su Hohenlohe en príncipe Alfon glamurosas ve mujer Simona en una de itor, el la ladas estivale su progen s de Marbella s HUBERTUS HOHENLOHE LIECHTENSTEIN M i verano ideal, y espero que no sea una señal de vejez, es instalarme en mi recién renovada Casita del Príncipe Pop, al pie de La Concha de Marbella, donde me dedico a descansar en familia y a organizar fiestas cada fin de semana. Presento y dirijo un programa de viajes urbanos y culturales para la cadena de televisión Global Red Bull TV y, durante mis días de vacaciones, me prometo firmemente no coger ningún avión, a no ser que mi presencia se requiera en algún evento familiar. Deseo estar muy lejos de las colas de los controles de seguridad de los aeropuertos, de los vuelos con retraso, de los niños chillando junto a mi asiento, de los taxis en huelga... Desde que en los años 50 mi abuelo y mi padre, el príncipe Alfonso de Hohenlohe, descubrieron en el sur de España esta costa maravillosa, los miembros de nuestra familia nos sentimos una suer- libre, donde la gente de hoy y de ayer se te de hijos adoptivos de este litoral. Mi mezcle en un ambiente totalmente fapadre fundó el hotel Marbella Club, un miliar, cool y chic. Me llevó casi un luslugar único, emblemático y especial, a tro poner este sitio de moda. Este año, pesar de que nos desprendimos de mi mujer Simona también ha coél muchos años atrás. laborado en el proyecto abrienLEJOS Cuando su nueva propietado una tienda con la moda Estos días ria y amiga Jennica Shamoon ideal Linede Les Palais me propongo me preguntó si quería colapara festejar estas noches no coger un borar con ellos, no lo dudé. tan especiales. Y ahora creo avión. No quiero Les dije que sí, a pesar de no que hemos conseguido que esperas ni tener bastante tiempo para las fiestas que montamos controles montar algo que realmente fuetengan el look y sentimiento se digno de suceder a aquella Marde la edad de oro marbellí. bella de los años 60, 70 y 80 que mi paLo más especial para mí llega dre hizo mundialmente conocida. Él en- cuando el sábado o domingo, después carnó el casual chic más célebre del de las fiestas, es conducir mi Bentely GT mundo, representó a la jet set menos os- y visitar estos magníficos lugares que tentosa e imprimió en las nuevas gene- ofrece Andalucía. De las carreras de caraciones el encanto de improvisar. ballos en la playa de Sanlúcar de BarraY en el Patio del Marbella Club em- meda a la plaza de toros más bonita del pezó todo. No estaba suficientemente mundo, que es la de Ronda. Comprendo aprovechado, así que pensé que era el que los auténticos privilegiados son quielugar ideal para montar algo. En los vie- nes encuentran sus raíces en sitios tan jos tiempos, Marbella carecía de una especiales como los que tiene mi tierra discoteca sin cobrar entrada, sin guar- andaluza. Aunque soy mexicano de nadaespaldas ni cámaras de seguridad. Y cimiento y mi pasaporte es el de Liechyo soñaba con un bonito espacio al aire tenstein, mi corazón es andaluz. Verbolario POR RODRIGO CORTÉS Lujoso, adj. Que cuesta un céntimo más de lo que permite el sueldo.