Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
8 ENFOQUE SÁBADO, 25 DE AGOSTO DE 2018 abc. es ABC Algunos de los muñecos caracterizados con la indumentaria salafista que las comunidades islámicas radicales están expandiendo por Alemania ABC El radicalismo islámico se extiende por Alemania Juguetes para la yihad Los servicios secretos alemanes han expresado su preocupación por la proliferación entre la comunidad musulmana del país de unos juguetes que envuelven un inquietantante mensaje. Se trata de una serie de muñecos ataviados con los atributos y características propios del salafismo. Con la clara intención de radicalizar a los más pequeños desde la primera infancia, estos juguetes se están distribuyendo a través de las redes sociales. La barba y la vestimenta del muñeco masculino recuerdan inevitablemente a los yihadistas incorporados a las filas de Daesh, por ejemplo. Los que representan a la mujer llevan el rostro completamente cubierto por un burka, incluso los de las niñas visten un pañuelo. Estas caracterizaciones no son baladíes, con ellas se imprime un mensaje para inculcar a los niños y las niñas que viven en suelo europeo los preceptos del islam más radical y así plantar en ellos la semilla del integrismo islámico. El proceso de radicalización en suelo alemán se ha duplicado en los últimos cinco años, ha pasado de los 5.000 vigilados en 2013 a los aproximadamente 11.000 que hay en la actualidad, de acuerdo con el recuento de los servicios secretos del país. Esta colección de muñecos, que pudieran parecer inofensivos, es solo un paso más en esa pretensión de los sectores extremistas islámicos de extender su ideología radical. Estos juguetes se unen al resto de instrumentos que las corrientes salafistas utilizan para captar nuevos adeptos, como son las redes sociales. Las autoridades europeas deben mantenerse alerta ante este tipo de estrategia y aumentar la precaución para detectarlas y evitar que el adoctrinamiento empiece desde los peluches de la infancia.