Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 OPINIÓN POSTALES VIERNES, 17 DE AGOSTO DE 2018 abc. es opinion ABC A LOS CUATRO VIENTOS La visita nocturna Patios JOSÉ MARÍA CARRASCAL JORNADA DE DUELO Y ODIO El odio sólo genera odio, el sentimiento más negativo que existe Cambios pero sin riesgos El nuevo convenio que se está preparando para dar continuidad a la visita nocturna traerá algunos cambios pero siempre relativos a la gestión y disposición, no a lo que el turista recibe a cambio de lo que paga por la entrada. Las posturas más ideológicas parece que han sido orilladas con el propósito que beneficia más a la economía y la sociedad cordobesa. Y es que la actividad se haga, con el menor coste posible para el erario (que no contempla nuevas inversiones) y con un trato profesional para con el visitante. La opinión de los cuidadores Un estudio de investigadores de la Universidad de Córdoba y Loyola han determinado el perfil, los problemas y las opiniones de los ciudadores de patios, que son el alma y el motor de una fiesta estratégica para la ciudad de Córdoba. Quieren ser algo más que las personas que abren sus puertas y cuidan de las macetas. De hecho, aseguran estar un tanto hartos de que el esfuerzo y el dinero siempre salga del mismo sitio teniendo en cuenta que los Patios multiplica sobradamente el dinero que se invierte en premios y accésit de participación. Un informe a tener en cuenta. S UELE definirse el patriotismo como amor a la tierra que nos vio nacer, a sus gentes y costumbres Mientras el nacionalismo es odio a todos lo demás Si no tuviéramos bastantes pruebas del sentimiento que barre hoy Cataluña, corroborado por los improperios que Quim Torra ha dedicado a los españoles, su actitud en el aniversario del asesinato múltiple y vesánico de Las Ramblas lo certifica: debería ser un homenaje a las víctimas, inocentes todas, a cargo de esa máquina de asesinar que es el yihadismo. Una jornada de dolor y reflexión sobre la maldad humana cuando el pensamiento único nubla la mente. Pero para el nacionalismo las víctimas son daños colaterales, extras anónimos y prescindibles en su lucha sagrada. Con lo que la jornada de duelo se torna en jornada de odio sordo, reprimido, centrada en los presos, los tribunales y las cargas policiales, sin aludir a los delitos cometidos. En eso, nacionalismo e izquierda, pese a estar en extremos opuestos del espectro ideológico, se creen autorizados a violar las leyes, dada su superioridad moral Me dirán que hay otro nacionalismo: el surgido de la Revolución Francesa, que incorporó las clases media y trabajadora a la nación moderna de derechos y deberes. Y responderé que bajo ella subyace aún la tribu, que ve un enemigo en todo extraño y causó la mayoría de las guerras en los siglos XIX y XX. Lo paradójico es que ese sentimiento tribal se da en las dos regiones españolas más avanzadas, que deberían ser la vanguardia de la globalización en marcha. No tengo espacio para analizarlo, pero quiero dejar constancia de lo más importante este 17 de agosto: el odio sólo genera odio, el sentimiento más negativo que existe. Aparte de no acabar nunca bien. Para nadie. Como el nacionalismo xenófobo y supremacista, según nos muestra la historia pasada y reciente. La Cataluña de los del lazo amarillo no es abierta, dinámica, moderna. Es una Cataluña cerrada, fanática y pequeña. Tan pequeña que ni siquiera admite a los catalanes que se sienten también españoles, por no hablar de los llegados de fuera, a no ser que se fanaticen como ellos. Es decir, una minoría en la minoría. Pero cabalgando en el corcel del odio, mucho más veloz y pujante que el de la cordura. Es la razón de que no podamos consentir tal barbaridad. España, mal que bien, puede vivir sin Cataluña. Quienes no podrían vivir en esa Cataluña serían los que no comulgan con el nacionalismo puro y duro. Me lo decía una amiga alemana que ha regresado a su país tras décadas en Barcelona: Me voy, porque sé que si triunfan estos, no podría vivir como deseo Puede que lo viera mejor que nosotros. Este 17 de agosto vamos a tener las primeras escaramuzas de la gran batalla que el nacionalismo piensa plantear al Estado español. Vendrá, como siempre: con una mano tendida y un cuchillo en la otra. Cree que el Gobierno, esta vez, se rendirá. No me atrevo a predecir el desenlace. Pero no podemos abandonar a esos compatriotas. Visita nocturna V. M. CARTAS AL DIRECTOR Volver al cauce Jamás he sido adivino, brujo o hechicero, ni tamoco lo he pretendido. Probablemente sea por deformación profesional al fiarme tan solo de los resultados finales (contrastados) de todos los hechos que se producen, ya sean económicos, políticos, sociales en general y deportivos en particular. Por eso mismo tengo muy poca fe en las encuestas, que no dejan de ser predicciones basadas en datos aleatorios y, en demasiados casos, inclinados interesadamente hacia uno u otro lugar. Dicho esto, voy a entrar en materia. Con motivo de los acontecimientos políticos que desembocaron en el voto de censura contra el PP, más todos los sucedidos después, se ha visto claramente que Rivera y sus muchachos, agrupados en Ciudadanos (cuya denominación es tan imprecisa como la de Podemos) han venido aplicando una política rastrera en contra del PP. Solo hay que repasar las actuaciones de Rivera y sus más cercanos (más de uno con cara de funeral) criticando con dureza a Rajoy (cuando estaba) y a Casado (desde que preside el partido) Es preciso recordar que en la votación que desalojó a Rajoy de la Moncloa, Ciudadanos, que ya llevaba bastante tiempo dándole caña al PP, tuvo el detalle de oponerse. Pero los que solemos leer entre líneas sabemos cómo trabajaron Alberto y los suyos para conseguir que se planteara el voto de censura. Luego, como ya he dicho antes, para disimular votaron en contra porque ya sabían que todo esta atado y bien atado. Esa actitud tiene un nombre y es hipocresía, la misma que siguen con el famoso máster de Casado. Pues que no olviden los miembros de Ciudadanos que la mayoría de sus votantes proceden del PP y que piensen que el agua siempre vuelve a su cauce. Y algunas veces con incontenible fuerza. GABRIEL MUÑOZ CASCOS CÓRDOBA rio es que los independentistas quieren ganar tiempo a ver cómo se resuelven los asuntos judiciales que les afectan. Y otra razón es que no tienen nada que aportar, son nulos. Sólo les interesa una palabra: independencia. A ellos sigue sin preocuparles la economía, la educación, el paro, el bienestar social, la cultura, la vivienda, el medio ambiente... Así quieren fer país como dicen ellos: sin trabajar ni discutir ni una sola iniciativa parlamentaria para el bien común de todos los catalanes. JOSÉ A. ÁVILA LÓPEZ BARCELONA Atentados de Las largas vacaciones Barcelona parlamentarias ¡Lo nunca visto! Es algo inaudito y que no concuerda con las reglas éticas y morales mínimas en política y en democracia. La Mesa del Parlamento de Cataluña, con mayoría independentista, decidió antes de vacaciones que las sesiones plenarias y las comisiones de la institución no se reanudarían hasta el mes de octubre. Si no estoy equivocado, los servicios jurídicos del Parlamento ya han avisado que estas largas vacaciones pueden no ser legales, pero a las formaciones separatistas, ¡qué más les da! Si siempre hacen lo que les viene en gana. ¿Legalidad? ¡Para qué! La razón principal de este largo descanso parlamenta- Conmemoramos un año de los atentados en Barcelona. Me parece que lo importante es recordar a las víctimas y a sus familiares y dejar de lado las posturas políticas. Recordar la buena acción de los ciudadanos y la eficacia del cuerpo policial. Quienes buscan ser protagonistas es que no se enteraron de que el atentado era contra los civiles. Tal como hice el pasado año, iré a las Ramblas a depositar mi flor y a rezar por quienes sufrieron sus consecuencias. CRISTINA CASALS MASSÓ BARCELONA Pueden dirigir sus cartas al director por correo ordinario a C San Álvaro, 8, 1 3. 14003 de Córdoba. E- mail a cartas. cordoba abc. es. ABC se reserva el derecho de reducir los textos cuyas dimensiones pasen el espacio fijado.