Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 OPINIÓN POSTALES LUNES, 13 DE AGOSTO DE 2018 abc. es opinion ABC A LOS CUATRO VIENTOS Empleo Cultura JOSÉ MARÍA CARRASCAL LA LENGUA DE LOS NÚMEROS Hay materia prima en matemáticas. Y esperanza OMO de Doñana sólo me llegan fotos turísticas, dedico la columna a nuestra educación. No todo son masters regalados en ella. Tenemos también campeones mundiales que sería injusto no aplaudir. Ocurrió en Moscú hace poco, no en fútbol desde luego, sino en algo más importante: en cálculo mental, en matemáticas, donde los rusos barren. Algo así como ganar a los norteamericanos en baloncesto. Los campeones son dos chavalines de 7 y 8 años, compitiendo con 600 llegados de todo el mundo. Los hermanos Pablo y Álvaro Quintanero se impusieron en 70 cálculos aritméticos a realizar en 5 minutos, lo que significa 14 operaciones por minuto, 4 segundos y 28 centésimas para cada una. A los españoles han venido atragantándosenos las matemáticas. Somos más de letras que de ciencias como demostró Linz al clasificar los libros publicados en los siglos XVII y XVIII, con un 51,2 de literatura y un 2,2 de matemáticas, más algunas universidades sin cátedra de ellas. Cuando yo estudiaba, su única salida era la cátedra. Hoy es la especialidad más demandada, al ser la base de la programación informática. Ya Platón lo intuyó, como tantas cosas, negando la entrada en su Academia a quien no supiera geometría, pero nosotros lo ignoramos con el que inventen ellos y así nos ha ido. Parece un milagro que salgan esos dos críos toledanos imponiéndose a la élite mundial en cálculo. Como los hermanos Sarría, adolescentes navarros que, según informó ABC, han ganado el concurso nacional de robots, lo que les permite participar en la final mundial, a celebrar en Detroit, tras sacar otro premio nada menos que en Silicon Valley. O sea, hay materia prima en matemáticas. Y esperanza. ¿Qué estaba fallando? Tras dedicarme a las letras, pero habiendo estudiado una carrera técnica, Náutica, puedo decir que el fallo no estaba en nuestras mentes, sino en la forma de enseñar. Las matemáticas no son una serie de fórmulas abstractas, sino otra forma de describir la realidad. Otra lengua que usa números en vez de letras. Aprender otro idioma siempre cuesta. Pero, una vez aprendido, abre todo un nuevo universo. El álgebra, la trigonometría, las derivadas e integrales reducidas a ecuaciones me aburrían. Sin embargo, convertidas en medio para hallar la situación navegando, a base de planetas o estrellas, eran tan entretenidas como el mejor crucigrama. Ya sé que esos cálculos son hoy innecesarios: se pide la situación al satélite y te la da clavada. Pero quienes diseñaron el satélite y los medios de comunicar con él eran matemáticos. Como los que envían esa sonda al sol. Quiero decir que el problema de las matemáticas está en encontrar profesores que despierten el interés de nuestros jóvenes en el lenguaje pitagórico de los números. No sólo porque lo pasarán bomba, sino también porque no les faltará trabajo, aquí o fuera. Y quiero felicitar a los padres de los hermanos Quintero y Sarría, así como a sus profesores, porque el éxito de sus hijos y alumnos les corresponde también a ellos. La temporalidad amaina Uno de los problemas más graves que ha tenido el mercado laboral tras la crisis ha sido que ha estado azotado por una enorme temporalidad. En comparación, la contratación indefinida se convirtió en una rara avis frente a los modelos temporales que permite a las empresas afrontar mejor las subidas y bajadas en el negocio. El sector servicios ha sido, precisamente, el responsable de que las contrataciones indefinidas crezcan a ritmos de dos dígitos así como la vuelta a una cierta actividad en la construcción. Cuando el pueblo se vuelva en el teatro Tanto La vaquera de la Finojosa como La duquesa de Benamejí y otros tantos espectáculos populares que se han puesto en marcha en Córdoba acreditan una realidad que a veces se oculta. La cultura no es solamente un elemento de élites sino que puede ser una forma de dinamizar la vida de una comunidad. Hinojosa, Benamejí o Belalcázar han demostrado la capacidad de las obras teatrales para movilizar a las pequeñas comunidades, para incentivar el conocimiento de la propia historia de cada municipio y para llamar a un tipo de turista que busca conocimiento. C Edificio en obras ABC CARTAS AL DIRECTOR Fraga tenía razón Mucho y bueno nos dio y ofreció Don Manuel Fraga Iribarne, como servidor público, quien dedicó toda su existencia al servicio de España y del bienestar de los españoles, trabajando en distintos régimen: en la Dictadura del Generalísimo Franco y en la Democracia. Y entre muchas de sus sabias frase figura ésta, tan elocuente y que puede maternizarse: Si no hacemos buena política y en los lugares que corresponde, el pueblo la hará en las calles, con el riesgo que ello conlleva Intuyo (sin presumir de sabio, ni vidente) que a las puertas estamos de ello. Pues las decisiones tomadas por un tal Pedro Sánchez, tras el asalto a los cielos (empujado por el viejo- comunista ese mesías civil coletado) verificada y concretada en ese salto al congreso por una falsa moción de censura al PP. Que fue tan pactada como apoyada por el resto de los partidos o formaciones políticas y que quieren dar la puntilla a nuestra estabilidad en España. Pues en este breve tiempo y a golpe de decreto ley, van certificado y aprobando con prisa y sin pausa ese golpe de Estado en Cataluña. Volviendo a nombrar embajadas, con los dineros estatales y emparejándose mucho más con la región vasca, para ser más fuertes a la ruptura e independencia. Y concediendo cuantas competen- cias aun no tienen. Y así continúan y agravan nuestra descomunal deuda pública Nacional. Como suma de la del Gobierno Central y de las autonomías. A las cuales las han liberado un poco, asumiendo el Estado más de un 60 de ellas. Y en lugar de ajustar y reducir los gastos autonómicos, las liberan para que puedan continuar endeudándose en los mercados, tras esa enloquecida carrera como solución de buena gestión. Sin poner responsables límites a ella, ni techos competenciales endeudándose más y más... y con ellas endeudándonos a todos as. Olvidando buscar eficaces medios, fuentes y canales para lograr estabilizar la Seguridad Social y recuperar la hucha de pensiones, ya en altos números rojos. Si el Partido Popular y Ciudadanos no presentan de inmediato una verdadera y más que justificada moción o un adelanto electoral... ¡Que Dios nos acoja y nos asista en las calles! Don Manuel llevaba razón. Pero se confió dejando poner esta palabra nacionalidades en lugar de regiones singulares, en nuestra Carta Magna. MANUEL ARMENTEROS CÓRDOBA acordado enviarle dinero a Marruecos, que con toda seguridad lo empleará para seguir atacando los intereses españoles. Porque Marruecos, con el visto bueno de los EE. UU. quiere desbordar Ceuta y Melilla de inmigrantes para al final quedarse con dichas ciudades españolas, como ya se quedó en su día con el Sáhara. RAFAEL BUENO CÓRDOBA ¡Elecciones ya! ¿Recuerdan el efecto llamada sobre los inmigrantes que ya se produjo con el gobierno de ZP? Pues su sucesor Sánchez no ha aprendido nada, lo ha vuelto a repetir con el barco Aquarius. Hay otros factores causantes involucrados en esta crisis, como el cierre de las fronteras italianas, pero eso no quita para que se tenga una actitud más responsable desde el Gobierno, y más cuando lo que buscan de forma descarada son portadas en periódicos y titulares en televisión... en ninguna de ellas he visto que se mencione la callada labor humanitaria por parte de Cáritas que acoge posteriormente a gran número de esos inmigrantes. Se echa de menos una labor menos publicitaria. IGNACIO AYALA DE LA PEÑA MURCIA Pueden dirigir sus cartas al director por correo ordinario a C San Álvaro, 8, 1 3. 14003 de Córdoba. E- mail a cartas. cordoba abc. es. ABC se reserva el derecho de reducir los textos cuyas dimensiones pasen el espacio fijado. Merkel Sánchez Merkel le ha dicho a Pedro Sánchez que él puede hacerse todas las fotos que quiera recibiendo con banda de música y cohetes a los inmigrantes; pero que tenga muy claro que ninguno de ellos llegará jamás a Alemania. ¡Heil Merkel! Y han