Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 25 DE FEBRERO DE 2018 abc. es cultura CULTURA 75 Dos rodajes Ridley Scott (en el centro) con Mark Wahlberg y Christopher Plummer en el nuevo rodaje ¿Es supersticioso? -Muy supersticioso. Estoy agradecido por mi buen estado de salud y por poder seguir trabajando con la intensidad con que lo hago. Estoy más ocupado que nunca y eso es un gran regalo. -Es inevitable, viendo la imagen que da de Jean Paul Getty en su película, pensar en Ciudadano Kane -Es muy similar, sí. Hoy en día hay millones de billonarios, mientras que en los años sesenta y setenta John Paul Getty era reconocido por tener un billón de dólares. Era objeto de admiración. Su riqueza le convirtió en una celebridad y, en aquel entonces, yo formaba parte de la escena de Londres. Fue cuando me contagié de la fascinación por el personaje. ¿Qué opina del resultado de la secuela de Blade Runner -Es mi guion y soy el productor, así que estoy muy contento. Iba a dirigir la película, pero estaba involucrado en la siguiente fase de Alien y no pude realizarla. Cine y pintura ¿Se imagina su vida sin rodar películas? -No. Pero supongo que me dedicaría a pintar. Pinto con propiedad y lo hago a lo grande. Cuando regreso a casa los fines de semana, paso todo mi tiempo pintando. Es algo muy similar a la dirección porque en ambos medios necesitas una gran dosis de crítica personal. Mi proceso creativo como pintor me fascina porque veo cómo evoluciono y en lo que me quiero convertir. Soy realista, me gusta encontrar las influencias en los pintores ingleses de los años cuarenta y cincuenta como David Hockney. ¿Como artista se siente responsable de retratar o hacer comentarios sociales sobre los tiempos en los que vive? -Nunca me he sentido realmente atraído por esa idea. Esos no son mis filmes, lo que yo busco es entretener. Dicho esto, en mis películas siempre encuentras botones de recuerdo que te informan de la actualidad. ¿Cuál es su película favorita de este año? -La de Angelina Jolie, First They Killed My Father Un actor tóxico Las acusaciones de acoso y abuso sexual recibidas por Kevin Spacey por parte de actores como Anthony Rapp llevaron a Ridley Scott a eliminar de su película al actor, que interpretaba a John Paul Getty. Con el filme ya terminado, el director decidió rehacer todas las escenas en las que aparecía Spacey, un actor tóxico para la película y sustituirle por Christopher Plummer, que, según Scott, era su primera opción para el papel. Hubo que hacer un gran esfuerzo económico, no solo por el rodaje sino por el material promocional ya grabado, y un esfuerzo técnico, ya que algunos actores no estaban ya disponibles para las nuevas grabaciones. A la izquierda, Christopher Plummer. Debajo, Kevin Spacey