Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
50 ESPAÑA DOMINGO, 8 DE MARZO DE 2015 abc. es españa ABC Aguirre y Rajoy se abrazan durante un mitin del PP en la campaña electoral de las autónomicas de mayo de 2011 REUTERS Rajoy designa a Aguirre a cambio del control del PP de Madrid tras el 24- M La estrategia de Moncloa es doble: primero, el poder en la capital; después, el control de la estructura regional del partido MAYTE ALCARAZ La suerte de González ya estaba echada El futuro de González estaba decidido hace meses. Aunque Rajoy, según fuentes de la cúpula popular, había barajado antes del pasado verano la posibilidad de colocar al actual presidente en la candidatura regional y descartado hacerlo con Aguirre para la capital, las últimas encuestas que puso sobre su mesa Arriola le hicieron optar por cruzar su suerte. Mientras los sondeos ofrecían buenas perspectivas para la ya aspirante a alcaldesa, se las negaba a su sucesor, con un perfil menos notorio. Aunque muchos compañeros criticaban las formas de comunicar su salida al dirigente autonómico, la mayoría reconocía que probablemente Nacho no hubiera sido cabeza de cartel, más allá de lo que se haya publicado M aría Dolores de Cospedal llama a Ignacio González para decirle que no será candidato y que Cristina Cifuentes aspirará a sucederle en la Puerta del Sol. El receptor de la noticia está dolido. Es media tarde del viernes. El Comité Electoral Nacional está reunido. Alicia Sánchez Camacho lo preside. Ven a Madrid que es muy importante le habían advertido. Hay mucho debate. Y mucha tensión, describe un responsable de Génova. Y es que el envite no es menor: acabar con las opciones de un presidente autonómico en ejercicio con una solvente gestión económica en su haber aunque con las encuestas en su contra y la amenaza de un viejo asunto- la compra de un ático en Marbella- que ha resucitado tres años después. Y lo más duro: dejarle caer en contra de su voluntad pública. Desde mediodía hasta bien entrada la tarde, el Comité Regional no es convocado. Génova lo intenta pero Madrid se niega a firmar el acta de defunción política de su número dos. La número uno ya ha sido informada también por Cospedal de que ella sí será cartel electoral, circunstancia que rompe por primera vez el vínculo que le une a González desde que le colocó de vicepresidente en 2003. Con distinta suerte, Aguirre ha visto borrar estos meses de su álbum político la foto de sus dos colaboradores más estrechos. El otro es Francisco Granados. El segundo del PP madrileño, Salvador Victoria, es el encargado de presidir un comité que, a diferencia del resto de regiones, nunca se reunirá. Seguramente se ha consumado el último acto de rebeldía madrileño antes de que la nacional tome el poder. Pero no es imprescindible la cita, los Estatutos del PP dejan en manos del órgano nacional la potestad de que delegue o no en el territorial. En este caso, Rajoy y Cospedal optan por no respetar los formalismos. Desde el lunes la secretaria general lleva las negociaciones con el presidente autonómico: primero para escucharle su defensa en torno a la compra del ático y los coletazos del espionaje a compañeros del PP, que provocan un ensordecedor ruido mediático; después, para que diseñe él su salida, renunciando sin que le echen. No lo consigue. Y el presidente del Gobierno, mientras viaja a la campaña andaluza, da su primer golpe en el PP de la capital, rompiendo así el control de la pareja política más poderosa de Madrid. La estrategia de Moncloa es clara y, según apuntan en su entorno, doblemente ganadora primero colocar a dos mujeres que abarcan todo el espectro ideológico del PP y, después, si se revalida la plaza más importante para Rajoy, hacerse por fin con los mandos de una estructura que iba por libre, que funcionaba casi como un PP dentro del PP Es decir- interpretan en la dirección popular- la intención del presidente, que podría haberle insinuado ya a la candidata a alcaldesa, es empezar a mandar él en la regional donde, no obstante, ya no estaban las filas tan prietas como antes, sobre todo tras la acumulación de casos de corrupción ligados a dirigentes madrileños El