Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
36 CÓRDOBA La Cuaresma en ABC DOMINGO, 8 DE MARZO DE 2015 cordoba. abc. es ABC El Ayuntamiento concluirá en 2016 la construcción del Museo Cofrade La obra recupera Regina, un edificio del XVI, que conserva su artesonado mudéjar y restos de pinturas murales LUIS MIRANDA CÓRDOBA Maleza y vegetación descontrolada, abandono y suciedad en el pasado; obreros que van y vienen, documentación de lo que se encuentra y muchos puntos que se han consolidado en el presente; un museo sobre la historia y el patrimonio de las cofradías para el futuro. La visita en estos días al antiguo convento de Regina, en el corazón de los antiguos barrios de San Pedro y la Magdalena, debe tener en cuenta los tres momentos de este edificio en ruinas desde hace décadas, pero que empieza a emerger y recobrar una buena parte de su esplendor. El Ayuntamiento de Córdoba está inmerso en las obras de restauración del edificio que tiene que acoger, además de un museo de la ciudad, el proyecto del Museo Cofrade, en que explicar la esencia y el patrimonio de las hermandades. Como explica la arquitecta que dirige el proyecto, Rosa Lara, ambos se ubicarán en el interior de lo que fue la iglesia, donde se dispondrá de más de 400 metros cuadrados. El aspecto actual es el de un espacio partido en dos, aunque eso no fue lo original. Tras el siglo XIX, se convirtió en bodega y las intervenciones pudieron alterarlo. Así, tras lo que habría sido el presbiterio hay una ventana, improcedente en esta zona del templo, que dataría de este momento. Así pasa con una pared que divide en dos la iglesia, que sería de una sola nave y con un coro encima, que es donde estaban las monjas. Las obras dejarán únicamente el arco para que el edificio tenga la continuidad que tuvo en el futuro. Del edificio ha sobrevivido el artesonado mudéjar, a base de estrellas de ocho puntas. Se ha fechado en el siglo Proyecto Un plan turístico invierte más de 600.000 euros en recuperar el convento y hacerlo centro cultural XVI y estaría relacionado con el de San Pablo. Los primeros trabajos también han sacado a la luz pinturas al fresco, en principio en fragmentos muy pequeños, que estaban bajo la cal posterior. Se pueden apreciar tanto en el altar mayor con en algunas pequeñas hornacinas que han sobrevivido, y se podrían fechar en el siglo XVIII. Como explica Rosa Lara, los trabajos en los primeros meses han consistido en facilitar las obras, sobre todo retirando escombros y clasificando los materiales en mejor o peor estado. El edificio ha conservado su solería original de barro, y también el coro, aunque algunas de las vigas se tendrán que restaurar. Esta zona, que todavía conserva casi toda la celosía que protegía a las monjas del contacto exterior, también se podrá habilitar como espacio expositivo, con 150 metros cuadrados. Será un centro con dos acce-