Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
30 CÓRDOBA 22 M Elecciones andaluzas DOMINGO, 8 DE MARZO DE 2015 cordoba. abc. es ABC 22 M (4) Mezquita- Catedral La polémica pasa de largo de los programas Rueda de prensa de IU en el patio de los naranjos el observatori VALERIO MERINO Izquierda Unida y PSOE, los más activos para que el templo sea público, no han incluido ni una sola línea sobre el monumento en el documento electoral para las autonómicas A POR RAFAEL RUIZ CÓRDOBA tención pregunta: cuál es la polémica cordobesa que lleva más tiempo resonando en los medios de comunicación, en los mítines, en las redes sociales. Efectivamente, la propiedad y gestión de la Mezquita- Catedral de Córdoba. Y qué dicen los programas electorales al respecto. Pues nada. Y cuando se dice nada, hay que explicitar que nada de nada. Que se les ha olvidado, vamos. Que se puede repasar con el buscador, con una lectura rápida y con otra más detenida. Pero que los partidos más activos en la materia de la Mezquita- Catedral de Córdoba resulta que ni siquieran cita la palabra, ni desgranan medidas, ni proponen absolutamente nada. Cero. Tampoco aparece mención alguna a la Iglesia, a las inmatriculaciones de bienes públicos denunciada como el mayor escándalo inmobiliario de España o a la gestión supuestamente compartida con el Cabildo. La omisión es verdaderamente extraña. Izquierda Unida llegó a firmar un documento de compromiso con la plataforma Mezquita- Catedral de todos con el objetivo de comprometerse fielmente a defender sus planteamientos. Solo hay que consultar la versión on line del programa del lucentino Antonio Maíllo para ver que o no lo han puesto porque no han querido o se les ha olvidado. La única referencia a la Iglesia Católica tiene que ver con la distribución de determinados recursos entre entidades so- tampoco es que se sepa exactamente qué va a hacer. Su programa electoral ni dice ni mu sobre la polémica telúrica de la Mezquita- Catedral. De hecho, su candidato por Córdoba, David Moscoso, dijo recientemente que se trata de una cuestión que ha sido exagerada. El partido recibió algunas críticas desde IU al respecto y ha empezado a mostrarse receptiva a los mensajes a la gesciales que, según el programa, se dividen tión compartida o público. De hecho, ya se entre los afines al PP, los afines al PSOE y han producido contactos entre la plataforlas entidades más cercanas a la Curia. Si por ma y el partido de Pablo Iglesias. Este gruel lema de Anguita fuese- programa, pro- po de presión ha redactado un manifiesto grama, programa -pues parece que lo de para que los partidos lo incluyan como comla Mezquita ha dejado de ser un problema promiso electoral. Hasta el momento, solo para Izquierda Unida a pesar de las fotos lo ha firmado Izquierda Unida que luego no en el patio de los naranjos y las amenazas ha concretado ninguna medida real en su de mandar inspectores de consumo a las ta- programa. Lo que ha ocurrido con los proquillas. El documento se puede congramas electorales de la izquiersultar íntegro en la página web da en esta materia tiene que de Izquierda Unida de AndaGestión ver con una realidad. El PSOE lucía (www. iuandalucia. org) Tras todo lo se metió en las demandas El PSOE tampoco ha inhablando, en la de la propiedad para no ser cluido ninguna referencia última legislatura menos progresista que Iza esta cuestión. Ni expreno se ha tomado ni quierda Unida. E IU ha hesa, ni genérica que permiuna decisión cho más gestos para que la ta hacerse una idea de los efectiva contra prensa le haga fotos que mecompromisos electorales didas efectivas. La coalición del partido de Susana Díaz la Iglesia nunca ha pasado de las palasi, como parece, revalida gobras. Después de todo lo escrito y bierno solo o en compañía de todo lo dicho, durante los tres años otros. Sí existen alusiones al patrimonio histórico aunque cuestiones difusas re- largos de la anterior legislatura autonómilativas al conocimiento público. De propie- ca no se ha tomado ni una decisión sobre la dad, nada. De compromiso por escrito para Mezquita- Catedral que merme la capacidad interponer medidas judiciales o parlamen- de acción de la Iglesia sobre el templo. Ni tarias para que la Mezquita de Córdoba sea inspecciones de consumo, ni folletos prode todos, tampoco. Para hacerse una idea, pios, ni regulación de usos, ni cambios lelos socialistas no utilizan la palabra igle- gales, ni iniciativas en los tribunales. Nada sia religión o inmatriculaciones en concreto. Solamente palabras y una enorsu programa de gobierno para los próximo me dosis de propaganda. En ese marco, es normal que se les haya olvidado que en Córcuatro años. De Podemos, el chico nuevo del barrio, doba hay una mezquita y catedral.