Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 8 DE MARZO DE 2015 abc. es PRIMER PLANO 21 Los sondeos El año más electoral de la democracia Decálogo de la buena encuesta 1. El tamaño de la muestra importa Es el primer dato que indica la calidad de una encuesta. Si se quiere conseguir una estimación de voto, con mil entrevistas se obtiene un margen de error del 3,2 por ciento. Algo decente. Si se quiere asignar escaños en toda España, provincia a provincia, ese número quedaría muy corto: el CIS roza las 18.000 entrevistas. 6. Fecha de realización La intención de voto se mueve semana a semana, y la campaña electoral cuenta, sobre todo en la segunda semana, que es cuando está prohibido hacer encuestas en España. Cuanto más cerca se está de unas elecciones, más fiable será el estudio. Una encuesta sobre Andalucía realizada en campaña tendrá un valor añadido respecto al CIS, por ejemplo, que se realizó entre el 30 de enero y el 17 de febrero. 2. Método de muestreo aleatorio 7. Respaldo de una Lograr un buen muestreo es serie histórica otra clave de cualquier encuesta. Tiene que ser representativo y totalmente aleatorio en el universo que se quiere analizar. 3. Entrevistas personales Hay encuestas por teléfono (fijo e incluso móvil) a través de internet y a domicilio. Todas tienen sus pros y sus contras. Pero acudir a un hogar a charlar durante 15 o 20 minutos con el entrevistado, tú a tú, tiene un plus de garantía. Eso sí, es más caro, y muy pocas empresas pueden hacerlo. El CIS es uno de los organismos que lo hacen. Para hacer una estimación de voto es imprescindible contar con una serie histórica, obtenida en fechas similares, que permita analizar los datos correctamente y prever comportamientos. Para hacer una predicción de futuro, es importante conocer el pasado. Por eso es difícil el escenario actual, con alta volatilidad. 8. Cocina con rigor El término cocina no gusta a muchos sociólogos, pero se trata ni más ni menos de procesar los datos para llegar a la estimación de voto desde respuestas directas. Se hace con la experiencia que da la serie histórica, y con variables como el recuerdo de voto y la simpatía. Mantener siempre la misma metodología de trabajo es lo que permite fijar con precisión las tendencias. Europeas de 2014 El fallo más reciente de las encuestas en España se produjo en las elecciones europeas de mayo de 2014, cuando irrumpió de forma rotunda el fenómeno Podemos: 1,2 millones de votos y cinco eurodiputados. Ninguna encuesta supo prever el resultado de un partido al que se le daba la importancia de fenómenos menores como el de Ruiz Mateos. El CIS daba a Podemos un escaño, pero no fue el único. Otras encuestas realizadas un mes antes de las elecciones, no le asignaban ni un diputado 4. Tener buenos entrevistadores El encuestado no debe contestar a una máquina, o a un cuestionario estricto sin más. Debe conversar con quien le hace la entrevista. Según Michavila, tener buenos entrevistadores es fundamental, que logren empatía con el entrevistado y venzan sus barreras para contestar preguntas que permitan una estimación de su voto. (sin atreverse a asignar escaños) lle- es, según los expertos consultados, va décadas realizando sondeos en los más difícil incluso que el de Podemismos periodos, aplica siempre mos el año pasado por estas fechas. idénticos criterios de estimación y El temor a cometer el mismo error, cuenta con una serie histórica de puede llevar a una sobrestimación enorme valor. o en todo caso a utilizar criterios diEsas condiciones para calibrar la ferentes que no garantizan el acier fiabilidad sirven para todas las en- to. cuestas en cualquier tiempo y lugar. Vivimos un momento de una gran Pero la coyuntura política española movimiento en la intención de voto. complica aún más las cosas a los in- Han aparecido partidos nuevos, exisvestigadores sociólogos. te mucho voto oculto Si en mayo de 2014 no se (casi todo del PP, según Indecisión supo prever la irrupción los sociológicos consulabrupta de Podemos fue Hay más oferta, tados) y en un mes pueporque el partido no exis- y eso incrementa de cambiar el escenario tía antes, no pudo medir- la indecisión y el por completo. Eso commovimiento se ninguna trayectoria plica aún más las cosas. previa ni tenía un recuerA finales de 2014, Ciudaconstante de do de comportamiento. danos apenas asomaba datos Según explica Llera, se en las encuestas. Ahora, produjo una infraestimase consolida como cuarción al carecer de referentes y pre- ta fuerza, con tendencia al alza. La cedentes para medir su impacto. Co- encuesta que se hace hoy es papel nocido su peso real en las urnas, la mojado dentro de unas semanas. duda ahora está en si se ha pasado al ¿Pero quién prefiere vivir en la absoextremo contrario, la sobreestima- luta oscuridad a tener al menos una ción ante las generales. pista de por dónde camina la realiPrever el resultado de Ciudadanos dad? 9. Evitar los sesgos estadísticos Los encuestadores aplican métodos de corrección, para evitar sesgos estadísticos e interpretar los datos recogidos. Una encuesta tan amplia como la de CIS sobrerrepresenta a los parados, que son los que están en casa para abrir al encuestado. Por eso es necesario hacer una corrección y no todos aciertan. 5. Un buen cuestionario Los entrevistadores son una de las claves para tener una encuesta de calidad, pero poco podría hacer si no contaran con un cuestionario riguroso. Debe seleccionar las preguntas oportunas para poder traducir después el alto porcentaje de indecisión o no sabe no contesta de los encuestados en una estimación de su voto en el futuro. 10. La lectura Al final, una encuesta puede ser buena o no, pero hay que saber leer el resultado. Por ejemplo, Sánchez ganó a Rajoy el Debate de la Nación por 0,7 puntos, pero el error de la muestra era del -2,4