Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 8 DE MARZO DE 2015 abc. es PRIMER PLANO 19 tuación obligaría a Susana Díaz a pactar con una o más fuerzas para garantizarse un Gabinete estable y no estar a expensas de sobresaltos diarios en caso de que gobernase en minoría con pactos puntuales. Díaz no quiere apoyarse ni en Podemos ni en el PP, por lo que la salida sería resucitar un acuerdo con IU, compañera despechada por la ruptura del anterior Gobierno de coalición, o con Ciudadanos. O, incluso, llegar a pactos con los dos. Una victoria contundente en Andalucía sería nuclear para el PSOE, golpeado por la falta de liderazgo de Sánchez cada vez que se mira al espejo de su compañera de Triana, que apenas le ha invitado a dos actos de campaña. Eso sí, aunque un buen resultado catapultaría a la presidenta, nadie se plantea su abandono camino de La Moncloa, solo nueve meses después de volverse a sentar en San Telmo. Si el partido hegemónico andaluz no alcanzara el Gobierno, sería un batacazo tal que produciría un seísmo con efectos en citas electora- Posibles pactos Díaz no quiere apoyarse ni en Podemos ni en el PP, por lo que la salida sería reeditar un pacto con IU, compañera despechada por la ruptura del anterior Gobierno Los otros frentes de Rajoy y Sánchez El líder del PSOE se transforma en actor secundario en manos del debutante Iglesias y, a la chita callando, Rivera se mete en el primer reparto del centro- derecha Debutantes Relevo generacional Si en las elecciones andaluzas los siete candidatos son debutantes, las generales serán también un banco de pruebas sobre la renovación generacional les venideras. El PSOE no sería ya ni andaluz. Pero Rajoy y Sánchez tienen otros frentes. Cuando el telón electoral está a punto de abrirse, Pedro Sánchez se transforma en actor secundario en manos del debutante Iglesias mientras, a la chita callando, Rivera se mete en el primer reparto del centro- derecha, privativo desde los años noventa del PP. Precisamente por eso, el papel que le reserva la cúpula del PP es el de un partido reducido geográficamente a Cataluña (allí también le muerde los tobillos a Sánchez- Camacho) si no directamente trasmutado al del entrañable Naranjito. A Rajoy la presencia de Ciudadanos le inquieta pero no menos que la de Podemos, cuya sombra griega combate en las instituciones europeas como si estuviera entrenándose para una batalla próxima. Eso sí, dentro del PP se llama a la prudencia. Según un alto cargo del Gobierno, nosotros tenemos estudios que demuestran que lo que prima cuando se les pregunta a los electores por su posicionamiento ideológico y por las razones de su posible voto es el afán de castigar el bipartidismo Es decir, todavía tienen que consolidarse esas opciones y ganar por méritos propios el favor de los electores. También está por ver si Ciudadanos es un fenómeno coyuntural. De momento, algo más de la mitad de los votos estimados le vendrían del PP, aunque también recogería respaldo de los abstencionistas y de nuevos votantes. Curiosamente, Rivera también ha despertado recelos en Pablo Iglesias que, según ha revelado el diputado catalán, se niega a debatir con él en los platós de televisión. De hecho, el europarlamentario ha eliminado cualquier alusión a un líder que no sea Rajoy. Con el presidente interactuó virtualmente desde el Círculo de Bellas Artes, un día después de que terminara el Debate del estado de la Nación. Para Iglesias solo existe Rajoy revela un cargo de Podemos Sánchez y Rivera, con los que ha coincidido en las tertulias, ya no forman parte de su estrategia Y es que si en las elecciones andaluzas los siete candidatos son debutantes, las generales serán también un banco de pruebas sobre la renovación generacional que inauguró el Rey Felipe VI. La juventud y la novedad juegan un papel fundamental en el ranking de la valoración de los líderes en España. Solo así puede entenderse el dato de que los tres únicos políticos que superan el aprobado son precisamente los más jóvenes: Pablo Iglesias, Pedro Sánchez y Albert Rivera. La renovación generacional no ha llegado al PP ni parece que vaya a hacerlo, a juzgar por la firme voluntad del inquilino de Moncloa de volver a intentarlo a finales de año. Y eso a pesar de que todos los partidos han incluido en sus programas medidas de regeneración, transparencia y apertura a la sociedad como un signo de los nuevos tiempos. En el PP nadie cuestiona a su líder, si bien no falta ruido interno por la falta de determinación en la limpieza interna, fundamentalmente en organizaciones territoriales como el PP de Madrid y Valencia, epicentros de la trama Gürtel. Quizá la decisión tomada en la capital, apuntan, inicia ese camino para limpiar y dar esplendor al primer partido español. Aunque los dos grandes confían en que el año se le haga muy largo a Podemos, la estrategia de los populistas, pico y pala, piezas de caza mayor. La más perseguida, acabar con la izquierda tradicional, la de IU, una coalición que ha actuado de costalera para el PSOE en gobiernos tan importantes como Andalucía o Madrid y que hoy se muestra noqueada. Eso sí, algún pelo y no menor se está dejando en la gatera el grupo de Iglesias. El último, la inhabilitación de Íñigo Errejón por haber cometido fraude administrativo en la gestión de una beca de investigación. La noticia lastró el arranque de la campaña andaluza. Y fue un regalo premamá para Susana Díaz y quizá también para Rajoy. Queda ver si este escándalo es una simple mota que se suma a la fortuna de Juan Carlos Monedero. O si es algo más: la punta del hilo que permita deshacer la madeja de este incipiente partido que dijo no ser casta. Y alguien, queda ver cuántos, le creyeron. Cataluña El presidente catalán Artur Mas anunció en enero su intención de convocar elecciones anticipadas en Cataluña el próximo 27 de septiembre. No obstante, este adelanto aún no se ha formalizado. Serán, de celebrarse, las terceras elecciones en cuatro años en esta autonomía. Generales La Constitución recoge (art. 68) que el mandato de los diputados termina cuatro años después de su elección: el 20 de noviembre. Rajoy anunció que agotará la legislatura, así que las elecciones generales podrían celebrarse desde esa fecha hasta enero de 2016.