Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 5 DE ENERO DE 2015 abc. es españa ESPAÑA 39 ANÁLISIS POR MANUEL MARÍN Alonso Puerta (IU) nunca tuvo coleta E n un país tan pendular como España, tan propenso a exprimir hasta el hartazgo las inercias de la moda, más aún si van acompañadas de una encuesta de supuesto prestigio, faltan la cordura de la normalidad y el equilibrio de lo prudente. A menudo se sobredimensiona la realidad de modo retórico. Y no tanto por lo que es, sino por la repercusión mediática que se fabrica artificialmente a su alrededor. Después de un año de una campaña televisiva gratuita que ya habrían deseado IU, UPyD o Ciudadanos, es lógico que Podemos aspire a huir de la sobreexposición de sus líderes para evitar un desgaste de su imagen blanca, tan idílica como falsaria. El cuerpo extraño en el sistema no es Podemos. Como la solución a su afán destructivo no es la deslegitimación de sus dirigentes con campañas personales de desprestigio. Lo inédito del fenómeno no es el surgimiento de una fuerza política limpia, fresca y libre de impurezas. Lo sorprendente es la excepcional sobreactuación de atención social, la mórbida obesidad de simpatía que brindan muchos medios de comunicación a una secta que bajo el legítimo argumento de la indignación, o la repugnancia a los vicios del sistema, ha aprendido con inusual celeridad las técnicas bolcheviques para el pucherazo, la purga y la manipulación. En mayo nadie previó que Podemos alcanzaría 1.245.948 votos y cinco escaños. Nadie, digan lo que digan hoy los arúspices de encuestas parcheadas con unos cientos de sondeados. Antes del 12 de junio de 1994, los estudios sí habían previsto que Alonso Puerta, entonces cabeza de lista de IU en Europa, alcanzaría nueve escaños y 2,5 millones de votos. Exactamente el doble que ahora tiene Podemos. Nadie se escandalizó. Nadie vio el sistema en riesgo. Nadie puso fin precipitado al bipartidismo. Y nadie encumbró como a un mesías al bueno de Puerta que nunca se dejó coleta pese a que exigía la radical regeneración ética de la sociedad, la reforma del sistema electoral, la limpieza a saco en las instituciones o la erradicación de políticos, banqueros y empresarios corruptos. Como hoy Pablo Iglesias. Dos años después, la IU de Anguita logró casi tres millones de votos en las generales y 21 escaños, cifra récord para la extrema izquierda en España. ¿El re- con gomina de antaño; valga el saqueo de los fondos reservados por las mil y unas comisiones de obras... El único sultado real? La irrelevancia. ¡Claro! que repite en ambas épocas es Jordi PuLes faltaron dos cosas: decir que el cie- jol, un clásico del medio fondo en la calo se toma por asalto y una pléyade de tegoría de trincones con seny que siempre fue al copo. Allá donde hubiese un tertulianos arrodillados. Hoy, el prediseño del odio al poder y maletín, ¡això sí toca! Faltaría más. la persecución obsesiva a la derecha Mariano Rajoy cree que en este país, cada vez que vence en las urnas están en efecto pendular y de radicalismos construyendo una realidad ficticia. El provisionales, el tiempo y la recuperahartazgo de un sistema financiado con ción pondrán las cosas en su sitio. La derecha es menos condestarjetas black, cohechos de ingeniería y bolsas de cendiente con sus líderes IU obtuvo en las basura repletas de billecon los europeas de 1994 que la izquierda menos. tes con destino a paraísos suyos. Perdona fiscales no es fingido. El nueve escaños y 2,5 Pero Rajoy intuye el triunremedio que Podemos millones de votos... fo de la teoría del mal el doble que pretende levantar contra menor basada en un Podemos. ¿Quién principio tan democrátiese hastío, sí. Un poco de memoria histórica: ¿en lo recuerda hoy? co como cualquier otro: realidad hay hoy más coel de votar con la nariz Fue irrelevante rrupción que entre 1993 tapada como opción útil. y 1996, en la última legisLa democracia es praglatura de Felipe González? Valga el te- matismo y apunta a la certidumbre frensorero de un partido en prisión por un te al riesgo. A la responsabilidad frendirector de la Guardia Civil fugado a te a la rebelión. En el fondo, Rajoy no Laos; valga el tráfico de cafelitos del es tan complejo como se le supone. En hermanísimo de un vicepresidente por política, como en la vida, no gana el que el agujero negro de los falsos ERE; val- más acierta, sino el que menos se equigan los abusos cinegéticos, eróticos y voca. Y asaltar el cielo exige algo más compulsivos de las cajas de ahorros por que cinco eurodiputados. Puerta no lo la egregia chulería de los banqueros logró con nueve.