Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
22 PRIMER PLANO DOMINGO, 18 DE NOVIEMBRE DE 2012 abc. es ABC ESADE (jesuitas) próxima a CIU, y IESE (Opus) perderían alumnos y prestigio en una Cataluña independiente Las escuelas de negocios temen la secesión GRACIANO PALOMO Arriba, estudiantes en ESADE. Sobre estas líneas, Mas en una conferencia S i las grandes multinacionales abandonan Cataluña, como anuncian, sus efectos no solo se notarán en los puestos de trabajo directos e indirectos de estas compañías. La mancha independentista se extenderá también a otros negocios como el de la educación, que durante muchos lustros ha dejado PIB en esta tierra y, lo que es más importante, mucho prestigio. Afectaría de plano a los dos buques insignia de los MBA en España: ESADE y el IESE. Fundada en 1958 en Barcelona por iniciativa de un grupo de empresarios catalanes que encargaron a la Compañía de Jesús su puesta en marcha, ESADE forma parte desde 1995 de la Universidad Ramon Llull, creada por el cardenal Carles, que controla la iglesia catalana. Pese a que en su declaración programática asegure que tiene una vocación internacional -de hecho, cuenta con cinco campus, entre ellos Madrid y Buenos Aires y acuerdos de colaboración con más de cien universidades y escuelas de negocios de los cinco continentes, así como una red de intercambios extensísima en toda Hispanoamérica, 40.000 exalumnos en total- -se le considera un centro muy próximo a CIU y al empresariado catalán más independentista. ESADE puede sufrir porque un alto porcentaje de sus numerosos alumnos no son de procedencia catalana. De ahí su enorme preocupación, según fuentes solventes de dicha institución. Esos mismos medios subrayan que ESADE, bajo el control jesuítico, ha empezado a integrar a través de sus antiguos alumnos sus estructuras académicas con otros dos centros de la Compañía, ICAI- ICADE (en Madrid y de enorme prestigio) de la Pontificia de Comillas y la Universidad de Deusto en Bilbao. Todo esto se produce con el im- pulso del Prepósito General de la Compañía, el palentino Adolfo Nicolás, que conoce bien desde su época de Provincial en España los problemas que daban los jesuitas catalanes y vascos. Enorme preocupación La política jesuítica también afecta de plano a sus obras corporativas. Recientemente, el mando general de la Compañía fundada por San Ignacio integró sus antiguas cinco provincias españolas en una sola. Con el consiguiente enfado de la agrupación obispal catalana (Tarraconense) y la vasca (Loyola) controladas ambas por elementos nacionalistas. Es muy difícil y osado lanzar hipótesis de cómo podría afectar una hipotética futura independencia de Cataluña a una institución con vocación internacional como la nuestra asegura a ABC Salvador Bilurbina, del depar- Prestigio y mucho dinero No es sólo una cuestión de prestigio sino de mucho dinero que generan estos centros educativos tamento de Comunicación de ESADE. Sin embargo, fuentes del sector confirman la enorme preocupación de esta Escuela ante el cariz político que están tomando las cosas en ese territorio. La imagen de excesiva ligazón a la iglesia catalana (en deriva independentista) y su teórica relación y mimetismo con dirigentes de CIU no son una buena carta de presentación en el mundo exterior catalán salvo que se quiera reconvertir en una mera escuela de comarca, algo que no cuadra demasiado con el histórico espíritu jesuítico El anterior director general de ESADE, Carlos Losada, aunque riojano de nacimiento está muy ligado a la democracia cristiana catalana, ocupó la dirección general de la Función Pública en la Consellería de Gobernación cuyo titular era un dirigente de Unió durante los tiempos de Jordi Pujol. El actual conseller de Empresa y Empleo es Francesc Xavier Mena, profesor en excedencia de ESADE y especialista en internacionalización de la empresa. Boi Ruiz, conseller de Sanidad, y el de Bienestar Social, Josep Lluis Cleries, también han pasado por las aulas de ESADE, además de ocho secretarios generales y nueve altos cargos