Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
18 CÓRDOBA SÁBADO, 20 DE OCTUBRE DE 2012 cordoba. abc. es ABC María Isabel Baena, ayer, durante la convocatoria en que anunció la racionalización de puestos directivos RAFAEL CARMONA La Junta recorta 450.000 euros eliminando apenas siete directivos La medida suprime la Gerencia del hospital de Cabra, que se gestionará con toda el área sanitaria del Sur, y unifica los de Guadalquivir y Córdoba L. M. CÓRDOBA U na cifra importante en dinero, pero menos si se tiene en cuenta al número de altos cargos. La Consejería de Salud de la Junta de Andalucía dio ayer a conocer la forma en que el ajuste de puestos directivos afecta a sus centros sanitarios en la provincia de Córdoba, y que se traducirá en que siete de los máximos responsables dejarán de ejercer la labor de alta gestión que tienen encomendada. Una cifra no demasiado llamativa, pero que permitirá a la Administración autonómica ahorrar cada año unos 450.000 euros. La medida es, además, una muestra de las retribuciones con las que el Servicio Andaluz de Salud premiaba a sus más altos puestos. La división entre la cantidad que la Junta de Andalucía ahorra por los siete puestos de alta gestión que se eliminan da como resultado que como media tenían un sueldo anual muy superior a los 62.000 euros. Así lo confirmó ayer la delegada provincial, María Isabel Baena, que detalló que se trata de un ajuste en los puestos, y no en las personas que los ocupan, que se reintegrarían a sus plazas dentro de la plantilla del Servicio Andaluz de Salud, con lo que no se verían desempleados. En total, de 41 directivos se pasará a 34, para una plantilla de casi 9.000 profesionales afirmó María Isabel Baena para defender la eficiencia de la Junta de Andalucía en la gestión sanitaria. Esta racionalización que es como la ha llamado la Administración autonómica, se ha concretado en la reestructuración del mapa sanitario cordobés. Así, la Gerencia del Distrito Sanitario Córdoba y la del Guadalquivir se unificarán para dar cobertura a una población total, entre las dos áreas, de más de 448.000 personas. También habrá cambios en el Distrito Sur, que agrupa a la zona meridional de la provincia de Córdoba. Allí se integrará la Gerencia del hospital Infanta Margarita de Cabra, junto con la atención primaria de toda la zona. El área Norte seguirá como hasta ahora para atender, confirmó la delegada provincial de Salud, a una población de 80.000 personas. En total, los gerentes pasarán de 6 a 4, al desaparecer el del Distrito Guadalquivir y el del Infanta Margarita, y con ellos desaparecerán también los puestos adjuntos al de máximo responsable, algo que ha sido común al resto de Andalucía. Los directores de los centros de salud también seguirán en sus puestos, como confirmó la responsable provincial de Salud, que recordó que cuatro entes instrumentales que la Junta utiliza para prestar determinados servicios en toda la comunidad autónoma, se han quedado en dos. El ajuste no afecta al buque insignia de la atención sanitaria de Córdoba, el hospital Reina Sofía, que según insistió la delegada ya había adelgazado su estructura directiva un 30 por ciento en los últimos años. Los cambios no supondrán, afirmó la delegada provincial de Salud, una merma en la plantilla, que seguirá siendo la misma que atiende ahora a los pacientes de la sanidad pública en Córdoba, y además tampoco supondrá que los profesionales que quedan tengan que afrontar un cambio en la localidad en que desempeñan su trabajo. María Isabel Baena realizó además un elogio de una forma de administración sanitaria que ha generado fuertes críticas de los sindicatos pero que, según ella, ha conseguido aunar la calidad asistencial y de atención a los pacientes con la eficiencia de recursos. Se trata de las unidades de gestión clínica, una forma que busca implicar a los profesionales sanitarios en la gestión. Su implantación permitió pasar de 1.800 jefes de sección de a 1.060 directores de estas unidades clí- Críticas El sindicato Satse ve insuficiente el ajuste y pide suprimir las unidades clíncas de gestión