Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
14 OPINIÓN JUEVES, 16 DE AGOSTO DE 2012 abc. es opinion ABC LA TRIBU BREVERÍAS Socios a la gresca Sánchez Gordillo sigue dando que hablar. Ayer, a través de las redes sociales, el senador de IU por Córdoba, José Manuel Mariscal, y el socialista Juan Cebrián mantuvieron un acalorado debate por las críticas del presidente de la Junta a la actitud del alcalde de Marinaleda. Mariscal aseguró que Griñán no era nadie para ponerle nota a su partido y que Sánchez Gordillo es de los míos Cebrián le pidió que no diera lecciones de clase y que su casa y la de IU estaban bien gracias a Griñán. Un ejemplo de lo bien que se llevan los socios de la Junta. ANTONIO GARCÍA BARBEITO Ayudita divina Antes de comenzar cada temporada, todos los clubes de fútbol realizan una ofrenda floral con la intención de solicitar algo de suerte con las lesiones y a la hora de conseguir los objetivos que se marquen. El Córdoba cumplió el martes con su tradicional visita a la Iglesia del Juramento de San Rafael y su rector, Fernando Cruz Conde, pidió una ayudita extra para que se logre el ascenso a Primera División, que el año pasado se escapó por el canto de un duro Eso sí, también reconoció que todo llegará con esfuerzo, ya que el Arcángel ni chuta ni marca goles Al vuelo Un matrimonio cordobés, formado por Manuel Luque y María Dolores Trigo Campos, supo aprovechar la oportunidad que se les brindó de ver en directo la llegada del Curiosity a Marte y acudieron al centro espacial de la NASA en Robledo. Ambos viven en Yebes (Guadalajara) donde también existe un centro astronómico, y pudieron acudir merced a un convenio entre el Ayuntamiento yebero y el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial, donde, por cierto, están como locos por divulgar su actividad de radioastronomía por institutos y colegios. ALMONTE Basta que un puñado de los suyos invoquen su nombre para que el nombre de Rocío se eleve a los cielos del gozo T ODO es júbilo, y no solo por el año jubilar que le ha empezado en los calores de agosto, a orillas del Rocío imposiblemente Chico, que todo es grande cuando de Rocío se trata, cuando ese nombre se pronuncia en la boca de cien pueblos, suena en los aires abiertos de la marisma o en el aire encalado de los pueblos que, antes que nadie, empezaron a guardarle sitio. Ya está la Madre despierta, tres golpes de amor de plata con el báculo, en la puerta. Cuando la otra noche fui a ver el primero de los nueve rosarios que recorrerán Almonte hasta la llegada de la Virgen, el ánimo entró en otra dimensión del Rocío. Almonte suspende en el aire de la espera ese nombre que para el pueblo lo es todo, lo significa todo, lo ocupa todo. Desde lejos se oían los tiros de pólvora que no dejaban alas sueltas por la noche del pueblo, y sobre los tiros, el rezo y el sonido de veinte tamborileros, todo era una larga, impaciente espera de la Venida. Mi entrañable Rosendo Martín, como era domingo, había apagado los fogones de su restaurante El Tamborilero, allí donde manos milagrosas tapan y destapan ollas, para ver qué manjar, y con qué renovado mimo, sirven al visitante. Mi entrañable Rosendo ya estaba instalado en la plaza, con su familia, generoso, rubicano patriarca almonteño que tanto disfruta dándose, a cualquiera. Allí me citó y me guardó sitio de lujo para ver el momento de la inauguración de esa bellísima catedral de papel que Almonte levanta para celebrar la Venida de su patrona. Y junto a mi querido Rosendo, todos. Todo era entrega almonteña, diligencia almonteña, almonteña amabilidad, almonteño cariño. No hace falta que haya cientos de miles de romeros, ni que lleguen cien pueblos a adorarla, basta que un puñado de los suyos invoquen su nombre para que el nombre de Rocío se eleve a los cielos del gozo. Prefiero, en muchas ocasiones, el Rocío urbano de algunos lugares, ese Rocío que lo impregna todo en pueblos que saben cómo pronunciar, como nadie, todo lo que conforma la romería. Y Almonte estos días, y así hasta que su patrona vuelva a la ermita, será ese lugar sagrado y mágico, vivo, permanentemente rociero, perennemente florecido de oraciones, promesas y ruegos. Almonte, abierto en fiesta de devociones, lugar ya entre los lugares señalados del mundo, Rocío como nombre de la cristiandad para ganar un jubileo, y en esta hora impaciente de la Venida de la Virgen, Almonte es ese lugar que debemos hacer nuestro, que merecerá la pena ir a visitar, a vivir, a convivir, a admirar. Espérame, Almonte, en ese alba donde te amanece Ella. gbarbeito telefonica. net CARTAS AL DIRECTOR En la quinta galaxia Me acuerdo de Teresa de Calcuta cuando llegó a la India. La pobreza, la miseria, el abandono y la indiferencia, el hambre, la soledad, la impotencia y la tristeza, eran el pan nuestro de cada día en aquel mundo que se encontró en las calles de Calcuta. Ella transmitió ilusión y esperanza con su entrega total intentando mejorar la calidad de vida de aquellos seres desprotegidos y abandonados. También han pasado más de dos mil años de aquellos acontecimientos ocurridos en las tierras de Galilea, Samaria y Judea con Jesús de Nazaret, que fue víctima de la intolerancia, la intransigencia, la opresión, la perversidad, la venganza, la soberbia, y la ira de quienes se creían dueños absolutos de todo. En aquellos tiempos había de todo, y, en la actualidad, sigue habiendo de todo. Pocos cambios se han producido en los problemas que acarrean los seres humanos. En un futuro no muy lejano, solamente vivirán muy bien las castas políticas, esos dominadores del mundo y dueños de los Estados. Cada día el ser humano es menos dueño de sus propiedades. Nos controlan todo, las nóminas, el estado de bienestar, la educación y la salud, y nos crujen en impuestos, uno de ellos, el de transmisiones patrimoniales, consiguiendo que seamos menos dueños de lo que El despilfarro autonómico Dos de cada tres españoles (entre los que me incluyo) no están de acuerdo con el sistema de gobierno autonómico. Visto el despilfarro del dinero público por parte de dichos gobiernos el cual asciende a la cantidad de 180.000.000.000 millones de euros, es para ponerse a pensar, si España puede seguir manteniendo estos 17 virreinos, y los cuales nos cuestan 400 millones de euros, al año. Voy a detallarles algunos ejemplos de como los gobernantes de estas comunidades se han gastado, y se siguen gastando el dinero de todos. Por ejemplo en la Comunidad Andaluza, tenemos el escándalo mayúsculo de los ERE, amén de que se pueden llenar 64 páginas completas con la lista de cargos de todas las instituciones. En la Comunidad de Aragón coexisten 800 formas de gobierno para una población de 1.300.000 habitantes. El aeropuerto sin aviones de Castellón, el cual costo la friolera de 150 millones de euros, se gastan 5.500.000 euros en seguridad privada, al año. Por no hablar de los 443 millones de euros que costo los vagones sin vía, en Palma de Mallorca. O un edificio en el puerto de Vigo, el cual costo 23.000.000 millones de euros, y el mismo se encuentra sin utilizar. O la pista de esquí en Tordesillas, donde se gastaron 12.000.000 millones de euros, y para más inri, sin nieve. O también podríamos citar la desaladora en Torrevieja, la cual costo 300 millones de euros, y que ni tan siquiera se ha puesto en funcionamiento. O los 750.000 euros que dio la Junta de Andalucía, para un observatorio para las caras de Bélmez. Y así señores, podría seguir que me haría falta por lo menos dos diarios ABC, completos, para ponerles más ejemplos del despilfarro del dinero público, por parte de nuestros queridos gobernantes autonómicos. Así que sumando, sumando, llegamos a la nada desdeñable cantidad, al principio consignada. Y luego queremos que los mercados se fíen de nosotros. Apañados vamos. ANTONIO JOSÉ JIMÉNEZ FONSECA VILLAFRANCA DE CÓRDOBA es nuestro. En un futuro no muy lejano seguirán viviendo bien los que tengan la suerte de estar sanos y sean fuertes. Ellos serán los trabajadores del sistema. Y los débiles, los defectuosos, los pobres y los enfermos, al desaparecer esa falta de interés humanitario, al desaparecer la solidaridad y la entrega desinteresada, y al desaparecer la religiosidad, -caminamos hacia el ateísmo puro- serán eliminados, víctimas de la ignominia de muchos. Menudo mundo nos espera si el factor humano pierde su condición humanitaria al