Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
44 ECONOMÍA MARTES, 7 DE AGOSTO DE 2012 abc. es economia ABC El Ibex mantiene su apuesta por la ayuda europea y recupera los 7.000 puntos La Bolsa subió un 4,41 la cuarta mayor alza del año El selectivo estuvo detenido durante casi cinco horas por un problema informático V. RUIZ DE ALMIRÓN E. PASTRANA MADRID E l Ibex 35 experimentó en la jornada de ayer la cuarta mayor subida del año al finalizar con unascenso del 4,41 y situarse en los 7.053,60 puntos, en una sesión marcada por la suspensión en la cotización de todos los valores durante casi cinco horas. Pocos minutos después de las diez de la mañana el mercado bursátil dejaba de operar. Tras más de hora y media sin negociación, comenzaba un periodo de subasta similar al que se lleva a cabo cuando se reanuda la negociación de un valor. El Ibex permanecía así en parada técnica y estancado en una subida del 0,25 hasta alrededor de las 3 de la tarde. Según confirmaban fuentes de Bolsas y Mercados Españoles (BME) el parón se produjo por problemas técnicos En concreto, se debía a un error en el Sistema de Interconexión Bursátil (SIBE) Hay que remonetarse al 25 de julio del año pasado para encontrar un eipisodio similar. Ese día el parqué madrileño quedó suspendido durante una hora y 50 minutos. Lo habitual es que en nuestra Bolsa se produzcan solo parones relámpago, que duran pocos minutos y están motivados por fallos técnicos explica BME. Cosas mucho más inverosímiles suceden en los mercados anglosajones. El 6 de mayo de 2010 quedará en la memoria de los brokers de Wall Street como el momento más raro de su carrera. El mercado cayó inexlpicablement un 10 en unos segundos y la Bolsa americana perdía un billón de dólares. La causa: un broker dio la orden de vender 16.000 billones en lugar de millones, solo por confundir la b con la m en el teclado. MERCADO EUROPEO Ibex 35 (Madrid) Prima de riesgo española FTSE MIB (Milán) Prima de riesgo italiana Eurostoxx 50 La negociación estuvo interrumpida desde las 10 hasta las 3 de la tarde por que el Gobierno solicitará la ayuda de los fondos de rescate europeos y del Banco Central Europeo (BCE) y por que la condicionalidad no irá mucho más allá de los ajustes que ya se han exigido y se han puesto en marcha. Ante la inminente intervención de los organismos europeos, los inversores toman posiciones tanto en el mercado de renta variable, con verdaderas gangas en el precio de muchas cotizadas, como en la renta fija, con intereses de la deuda a niveles muy rentables. Después de unas semanas marcadas por una brusca volatilidad, en la que el mercado pasó en pocos días de la euforia a la depresión, los inversores parecen haber encontrado un nuevo rumbo, a la espera de que los gobiernos muevan ficha, lo que, según los analistas, no tardará mucho en suceder. Y la curva de rendimientos de la deuda así lo refleja. En las últimas semanas se había estrechado notablememente la cotización de la deuda a corto plazo y a largo plazo. El rendimiento del bono español a tres años llegó a situarse a la par del bono a diez años. Eso evidenciaba la incertidumbre del mercado respecto a la capacidad financiera del Estado en el corto plazo. Pero tras el anuncio del BCE de que su intervención en el mercado secundario se centraría en los plazos más cortos, los inversores han actuado en consecuencia y han tomado posiciones en las denominaciones a más corto plazo. Con datos de Bloomberg, al cierre de la sesión de ayer, la rentabilidad de los bonos a dos años se encontraba en el 3,49 y llevan desde que comenzó el mes de agosto a la baja. El 24 de julio, por contra, alcanzaron un rendimiento del 6,64 El comportamiento del bono a diez años ha sido por contra más desigual, y su descenso en los últimos días menos pronunciado. Mientras que el 24 de julio se encontraba 4,41 %534 p. b 1,50 %460 p. b 1,13 EFE en el 7,62 ayer terminó en el 6,73 Se ensancha la franja entre el corto y el largo plazo porque el mercado descuenta la intervención del BCE, pero en el corto plazo. De ahí que la incidencia en la rebaja de la prima de riesgo- -que toma como referencia los bonos a diez años- -está siendo menor. Ayer, el riesgo país español cerró en los 534 puntos básicos. Eso sí, casi setenta menos de los que llegó a marcar tras las palabras de Draghi, el pasado jueves. No habrá Eurogrupo Los mercados descuentan una mejora de la situación y apuestan por que el memorando que habría que firmar con Europa, en caso de que se produjese la intervención de los fondos de rescate (tanto el FEEF como el MEDE) no incluiría una condicionalidad macroeconómica que diste mucho de los recortes ya anunciados por el Gobierno español. Eso sí, Europa no parece tener demasiada prisa. Aunque el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, pidió la pasada semana en una carta a la Co- El mercado espera a Europa No está de más recordar que nos encontramos en pleno mes de agosto y que la liquidez que se mueve en el mercado es bastante menor al resto de épocas del año, y por tanto las oscilaciones son más frecuentes. Pero de esta notable subida sí se puede extraer una conclusión: los inversores apuestan Condiciones Los inversores confían en que las condiciones de la ayuda no disten mucho de los recortes aprobados