Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
16 PRIMER PLANO SÁBADO, 4 DE AGOSTO DE 2012 abc. es ABC Rajoy no descarta pedir ayuda El presidente no tomará una decisión hasta conocer las nuevas medidas anunciadas por el presidente del BCE Envía una carta a Van Rompuy y Barroso en la que pide que la unión bancaria se apruebe en diciembre PALOMA CERVILLA MADRID E l presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, reconoció ayer, por primera vez, que España puede pedir ayuda a los fondos europeos para que contribuyan a financiar la deuda y frenar la escalada de la prima de riesgo. Lo hizo en la rueda de prensa de balance del curso político y después de que el presidente del Banco Central Europeo (BCE) Mario Draghi, mostrara su disposición a intervenir en la estabilización de los mercados, eso sí, siempre y cuando previamente los gobiernos pidan formalmente la ayuda. El presidente del BCE anunció que, en las próximas semanas, pondría en marcha medidas no convencionales para salvaguardar el euro, y solo dio algunas pistas de cuáles podrían ser. Habló de compra de deuda en el mercado secundario en el corto plazo, aunque no especificó cuantía. También podría lanzar una inyección de liquidez a las entidades financieras, como ya hizo en diciembre y en febrero, aunque no se refirió a ello. En todo caso, Rajoy lanzó la pelota al tejado de Draghi. Que ponga encima de la mesa cuáles son sus medidas y luego ya decidiremos si pedimos o no la ayuda. Felices vacaciones, el que pueda Por primera vez en los últimos años, el Gobierno prácticamente no podrá tomarse vacaciones. Quizás por eso, el presidente finalizó ayer su rueda de prensa de balance del curso político deseando unas buenas vacaciones a los periodistas, con un lacónico: Felices vacaciones, el que pueda El Consejo de Ministros de ayer no es el único que obligará a los ministros a venir a Madrid, sobre todo aquellos que opten por tomar unos días de descanso alejados de la capital. Rajoy les ha impuesto un intenso calendario de trabajo con dos reuniones más de su gabinete, los días 24 y 31. Lo que sí podrán los ministros es respirar tranquilos. No habrá crisis de Gobierno. El presidente aseguró ayer que está orgulloso y muy contento del comportamiento de su equipo. Están haciendo un enorme trabajo dijo. Las condiciones La clave está en las condiciones. Hasta ahora los rescates al uso, como ha sido el caso de Grecia, Irlanda o Portugal, han conllevado la entrada de los hombres de negro en el país y el cumplimiento de estrictas condiciones macroeconómicas. En el escenario actual, señalan fuentes gubernamentales, desaparece el concepto de rescate total por lo que la condicionalidad podría ser menor. El FMI aseguró esta misma semana que las condiciones que se le podrían exigir a España si se le diera ayuda no irían mucho más allá de lo que ha hecho y tiene previsto hacer. Y eso es lo que busca el Gobierno. Así, Rajoy ha admitido que haré lo que convenga a los intereses generales del conjunto de los españoles Eso sí, una vez que conozca esas medidas no convencionales del BCE, qué significan, qué se pretende, si son adecuadas Cuando tenga el mayor nivel de información posible, se tomará una u otra decisión matizó. Y España tiene tiempo hasta el otoño. En octubre vencen más de 30.000 millone s de euros que el Tesoro tiene que refinanciar. Sería entonces, si la prima de riesgo sigue en niveles altos y España tiene que pagar un tipo de interés excesivo, cuando Rajoy solicitaría la ayuda. El Gobierno no descarta, sin embargo, un escenario en el que España pueda salir a refinanciarse a un tipo de interés bajo con lo que no tendría por qué recurrir a la ayuda europea. Batalla en Bruselas Para que ese escenario sea posible, tipos de interés más bajos y un mercado estabilizado, Rajoy considera que es fundamental cumplir los acuerdos que se alcanzaron en el Consejo Europeo del 28 y 29 de junio. Para conseguirlo, el presidente del Gobierno ha enviado una carta al presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, y al presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, con una propuesta sobre lo que pensamos y debe hacerse para alcanzar cuanto antes la unión fiscal y bancaria en la Unión Europea. Rajoy inclu- so pone fechas, el último Consejo Europeo del mes de diciembre, para que se aprueben definitivamente. En esta misiva, el presidente del Gobierno también se refiere a la recapitalización bancaria y subraya que hay que dar de forma inmediata los pasos necesarios para que la misma sea una realidad cuanto antes De hecho, España todavía no ha recibido el crédito para sanear el sistema financiero. Rajoy alerta de que los efectos de las reformas que los estados miembros sometidos a mayor presión de los mercados estamos llevando a cabo solo tendrán los efectos deseados si se ponen en marcha mecanismos para eliminar las primas de riesgo por tipo de cambio (riesgo de ruptura del euro) y de liquidez (riesgo de impago) que existen en la actualidad Igualmente, subraya que las primas de riesgo deben ser coherentes con los fundamentos de la economía En este sentido, fuentes gubernamentales insisten en que la prima de España no se corresponde con la realidad porque estamos haciendo las reformas necesarias para generar confianza en los mercados. Reunión del Eurogrupo Finalmente, en la carta, el presidente del Gobierno considera imprescindible poner en marcha los acuerdos del Consejo Europeo, ya que el plazo, la reunión del Eurogrupo de 9 de julio, ya ha pasado y los mismos no se han materializado Por ello, cree necesario que se convoque una reunión del Eurogrupo, lo antes posible. En ella deberían tomarse las decisiones necesarias para garantizar la irreversibilidad del euro Esta nueva batalla europea que nuevamente está dispuesta a dar Rajoy, la tiene que realizar contra reloj y él mismo ha admitido que necesito que se me ayude No ha mantenido conversación privada alguna con Draghi y nadie le ha pedido que acuda a las ayudas: Nadie me ha exigido nada. Difícilmente puedo atender una Austeridad Lo que no es opinable, ni discutible es la necesidad de recortar gastos y aumentar los ingresos