Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
40 ESPAÑA SÁBADO, 23 DE JUNIO DE 2012 abc. es españa ABC Tres magistrados avisan de que el TC ha invadido competencias del Supremo Dicen que para legalizar Sortu se extralimitó en sus funciones, porque valoró la prueba a su conveniencia NATI VILLANUEVA MADRID Sufriremos las consecuencias Otra de las discrepancias se refiere al hecho de que el TC avale Sortu advirtiendo que existen instrumentos de control a posteriori si el partido se llegara a situar fuera de la ley. Para Delgado, con esta observación el TC condena a la sociedad a sufrir las consecuencias de la actuación de un partido que debió ser ilegalizado, para ilegalizarlo después, cuando ya se ha consumado el daño El recto entendimiento de nuestra función de defensa jurisdiccional del sistema constitucional democrático, el exacto cumplimiento de la ley de partidos y la aplicación de nuestra propia jurisprudencia debieran haber conducido a este tribunal a denegar el amparo solicitado por el partido político Sortu El voto particular del magistrado del Tribunal Constitucional Manuel Aragón no es el único que discrepa con la sentencia con la que el pleno del TC dio luz verde el miércoles a la inscripción de Sortu como partido político. Otros dos vocales, Javier Delgado y Ramón Rodríguez Arribas, han suscrito sendos votos particulares en los que, ademas de considerar que el Supremo tenía sólidos indicios para cerrar el paso a Sortu, llegan a acusar a su propio tribunal de invadir las competencias de aquel. (Otros dos magistrados se mostraron disconformes con la admisión del recurso de Sortu, pero no han redactado voto particular) Así, el magistrado Javier Delgado asegura que lo que ha hecho el Tribunal Constitucional es pura y sencillamente una nueva valoración de la prueba, es decir, un exceso de jurisdicción que invade el campo exclusivo de la jurisdicción ordinaria ticular más duro, considera que ni siquiera en ese punto el rechazo a la violencia de ETA resulta contundente En este sentido señala que, aunque en ellos hay una referencia expresa a ETA, el texto señala que ni esa es la única violencia ejercida en el País Vasco ¿también la violencia institucional, la de las fuerzas de seguridad, la de los tribunales de justicia, la del Estado en general... se pregunta el juez) ni las víctimas del terrorismo, que desgraciadamente se cuentan por centena- res, son las únicas a las que hay que reconocer y ofrecer reparación ¿también a los miembros de ETA muertos al manipular un artefacto o en enfrentamientos con las fuerzas de seguridad, también a los presos de la banda criminal? añade) En estas condiciones no se puede calificar esa condena de inequívoca, sino más bien de estudiadamente ambigua Por otra parte, la izquierda abertzale considera que con la legalización de Sortu la ley de partidos ha fracasado En una rueda de prensa a la que acudieron, entre otros batasunos Rufino Etxeberria o Pernando Barrena, sus portavoces subrayaron la necesidad de construir una alternativa para traer la verdadera democracia a Euskal Herria El rechazo a la violencia Así, señala este vocal, la sentencia ha tomado como punto de partida el rechazo de Sortu en sus estatutos a la violencia de ETA. Y lo ha hecho, añade Delgado, erigiéndolo en protagonista de su argumentación, lo que implica una doble quiebra por un lado, dice, altera el orden lógico que ha seguido el Tribunal Supremo para impedir la inscripción de Sortu (para el alto Tribunal este rechazo era un simple contraindicio frente a la abundante prueba que demostraba la estrategia defraudatoria de ETA- Batasuna) por otro, prescinde del examen de los otros elementos probatorios que ha tenido en cuenta el Supremo, lo que obviamente, ha de alterar sustancialmente la conclusión final A su juicio, no cabe duda de que los estatutos de un partido son importantes, pero pueden esconder objetivos e intenciones diferentes de las que se proclaman El lenguaje de los estatutos no puede prevalecer sobre el inequívoco lenguaje de los hechos que el Supremo ha estimado acreditados También alude a los estatutosRodríguez Arribas, quien, en el voto par- Iruin, de pie en el centro, charla con los batasunos Etxeberria, Permach y Barrena (sentado) EFE TRAS LA SENTENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL Moncloa reprocha a Rubalcaba su cambio de criterio sobre Sortu G. SANZ MADRID La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, recordó ayer a Alfredo Pérez Rubalcaba que cuando él ocupaba su cargo, en 2010, asumió íntegramente las alegaciones presentadas por la Abogacía General del Estado ante el Tribunal Constitucional contra la legalización de Sortu. Por ello, recalcó Sáenz de San- tamaría en respuesta a la crítica que ha formulado Rubalcaba al actual Ejecutivo por discrepar de la legalización, a un Gobierno le corresponde acatar el fallo pero no tiene por qué compartirlo. Como parte (al Gobierno) le hubiera gustado que le diera la razón, y discrepa cuando no; sin perjuicio de que acate la sentencia Para la número dos del gabinete de Mariano Rajoy, quien verdaderamente ha cambiado de opinión es Rubalcaba, que, hace dos años, apoyó la ilegalizacion de Sortu desde el Gobierno y ahora anda diciendo que su legalizaciòn ayudará al final de ETA Tras las palabras de la número dos del gabinete popular, la Ejecutiva Federal del PSOE emitió un comunicado en el que recuerda a Soraya Sáenz de Santamaría que lo que ha cambiado en estos dos años es el anuncio del fin de la violencia. El PSOE lamenta que el Ejecutivo de Mariano Rajoy no valore la importancia del comunicado de ETA del fin del terrorismo y lo que eso significa para la sociedad española en su conjunto.