Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 3 DE JUNIO DE 2012 cordoba. abc. es Algo de luz al final del túnel Se sabe muy poco del Alzheimer. Pero cada día más. Hoy ya se ha logrado identificar que la enfermedad está causada por la acumulación de una proteína, la beta amiloide, que se va depositando en la corteza de las neuronas hasta que las va degradando. En los cerebros sanos, el organismo genera una enzima que va eliminando la proteína. Pero en los órganos dañados, la beta amiloide funciona como un producto tóxico que acaba aniquilando las neuronas. A nivel experimental, se desarrolló una vacuna que lograba activar en el sistema inmune anticuerpos con capacidad para romper la proteína beta amiloide. El problema es que la reacción inflamatoria resultó ser tan acusada que provocaba una alta toxicidad en el cerebro, de tal forma que desencadenaba una encefalitis. La vacuna, por tanto, tuvo que ser abandonada. Las investigaciones, no obstante, siguen esa estela y el doctor Agüera confía en que en un plazo medio se pueda producir un fármaco eficaz. Con todo, los tejidos neuronales que estén dañados ya no podrán repararse, según precisa este joven especialista. Hasta coronar esa fase queda un largo y laborioso camino de pruebas experimentales, tal como marcan los exigentes procedimientos de la investigación médica. Hoy por hoy, sólo podemos retrasar el desarrollo de la enfermedad y paliar parcialmente sus devastadores efectos sobre el paciente y su entorno. El Alzheimer es la plaga del tercer milenio. El 30 de los mayores de 85 años desarrolla la enfermedad Al alza Contramiradas 37 Memoria reciente tintas en cada paciente. ¿Todo está en el cerebro? -Está lo intelectual. La vida está en el corazón, que es quien se encarga de regar todo el organismo. -Un corazón sin cerebro no es nada. -Nada. Pero puede vivir. ¿Dónde no puede llegar la ciencia? -A muchos sitios. A las vivencias. A los comportamientos. A los sentimientos. La mente es lo que nunca conseguiremos controlar. Podemos explicar la red neuronal que se activa en el amor pero nunca comprenderemos por qué. ¿El afecto cura? -Tiene capacidad para retrasar la enfermedad, no para curarla. El estrés es un factor de aceleración, y la tranquilidad, el cariño o el amor la retrasa. ¿Qué descubrimiento le cambió la vida? -Me llamó mucho la atención la forma en que Damásio y Punset están relacionando las redes neuronales con el comportamiento, el amor o la felicidad. Un país no investiga porque es rico sino que es rico porque investiga ¿Suscribe la frase? -En Andalucía se investiga muchísimo y con muchos menos medios que en otros hospitales. Si fuera verdad eso, seríamos muy ricos. ¿En qué división juega el Hospital Reina Sofía? -En general, en primera división. Tenemos especialidades súper punteras, como Medicina Interna o Cardiología. Eduardo Agüera, el miércoles en Reina Sofía, examinando su principal herramienta de trabajo Viene gente que habla del pasado para aparentar que está bien. Hasta que le preguntas por cosas de ayer FOTOS: VALERIO MERINO milias que se rompen o que tienen que dejar de trabajar para cuidar del padre o la madre. En Francia eso no pasa. Los hijos se independizan y si los padres necesitan ayuda no la tendrán de sus descendientes. De eso se encarga el Estado. -En afecto familiar, al menos, somos más avanzados. -Aquí es frecuente entregar la vida por los padres. Pocas veces la familia se desentiende. -Aloise Alzheimer describió la enfermedad en 1906. ¿Hemos avanzado algo en un siglo? -Tanto que ahora sabemos que lo que decía que era Alzheimer no lo era. Se han hecho muchas autopsias y se han sacado conclusiones. En la familia de Eduardo Agüera (Córdoba, 1974) no hay antecedentes médicos, pero sí veterinarios. Ingresó en el Reina Sofía en el año 2000 y cuatro años más tarde se especializó en demencias. Por entonces, la sanidad andaluza no había organizado convenientemente esta unidad, de forma que tuvo que formarse en alguno de los hospitales más punteros del momento: Barcelona, Valencia y Toulouse, que alberga una de las entidades científicas en Alzheimer más importantes de Europa. Sólo para esta enfermedad ya tiene un hospital de cinco plantas. Allí aprendió que el Alzheimer es una dolencia multidisciplinar, que requiere de la psiquiatría, la geriatría o la neurología. ¿Qué sabemos del cerebro? -Mucho. Sabemos dónde están las vías, la circulación o los vasos y para qué sirve cada cosa. Otra cuestión es qué sabemos de la mente, sobre nuestra forma de pensar o por qué una misma lesión provoca reacciones dis- No hay razones para temer por nuestro sistema sanitario. Aquí no pasará como en EE. UU. Salud universal En Córdoba hay 8.000 enfermos de Alzheimer y la tendencia es claramente al alza. La enfermedad brota en torno a los 55 años, pero no es hasta los 65 o 70 años cuando emergen las evidencias. En ese tiempo, ya se ha producido un daño cerebral muy notable con consecuencias irreversibles. Se sabe, por ejemplo, que las personas con actividad intelectual relevante gozan de lo que se conoce como reserva cognitiva que las protege ante la enfermedad. El factor de riesgo es mayor, por tanto, en individuos que han ejercitado menos su capacidad cerebral. ¿Qué hace mejor al ser humano? -Su sociabilidad. Saber compenetrarse con los demás es nuestro secreto. ¿Los recortes han llamado a su puerta? -Claro: a mi sueldo. Fuera de eso, todavía no. Aquí seguimos atendiendo al mismo número de pacientes o más. ¿Hay razones para temer por nuestro sistema sanitario? -Creo que no. Aquí no sería posible como en EEUU no atender a alguien por motivos económicos. Nuestro juramento hipocrático te lo impone. -En Cataluña hay hospitales que advierten que quien no tenga tarjeta europea deberá pagar la factura. -Eso es un problema de gestión y no de los médicos. Yo recibiré a todos los pacientes por igual. ¿Qué enfermedad le deja más perplejo: la demencia o la codicia? -La codicia me deja perplejo, pero mucho más la demencia. Hay casos muy curiosos cada día.