Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC DOMINGO, 3 DE JUNIO DE 2012 abc. es PRIMER PLANO 27 muy buenos consejos y escucha muchísimo E. VILLAREJO MADRID Su Majestad el Rey da dos posibles escenarios, la Corona estuvo a la altura de las circunstancias y supo encauzar la voluntad política de toda España hacia una sociedad avanzada como la que estamos hoy. -En sus brindis oficiales de actos castrenses siempre alude al Rey como el primer soldado de España ¿Por qué le gusta esa fórmula? -Me gusta porque es la fórmula tradicional de las Fuerzas Armadas. Soy extraordinariamente respetuoso con las tradicionales militares que son tan importantes como su propia evolución hacia el futuro. Lo que hago es seguir una tradición militar que honra al primer soldado y marino de España puntualiza ¿Qué consejos suele dar el Coman- -Sus Majestades los Reyes presidieron ayer el Día de las Fuerzas Armadas en Valladolid. ¿Cuán diferente sería la España de hoy sin la Corona? -Sería extraordinariamente diferente. Es muy difícil imaginar un escenario político sin la Corona en España. Antes del 23- F se produjo una transición política que fue extraordinariamente ejemplar en algunos aspectos. La Corona jugó un papel extraordinariamente importante en un momento complicado de la Historia de España donde precisamente se podían haber producido dos escenarios políticos distintos a los que estamos viviendo; y los dos escenarios en una línea no precisamente de mantenimiento de un sistema democrático de homologación internacional con capacidad de promover la Justicia y el bienestar social. El papel de la Corona es fundamental para mantener ese equilibrio y estabilidad. Además en un momento que se produjo un coletazo de uno de esos ¿Cambio de cúpula militar? No tiene por qué ser los tres a la vez o sí. Cuando cumplan su misión serán, con toda naturalidad, sustituidos dante Jefe de las Fuerzas Armadas, es decir, Su Majestad el Rey, a un ministro de Defensa? -Su Majestad el Rey da muy buenos consejos producto de una larga experiencia como jefe del Estado y, sobre todo, también como militar. Por tanto, desde esa doble condición y su visión política, uno escucha con especial atención lo que dice S. M. el Rey. Debo decir que además S. M. el Rey tiene otra magnífica virtud: escucha muchísimo. De ese intercambio se produce un enriquecimiento político del que este ministro disfruta y se honra en especial. -Salvo el cargo de jefe de Estado Mayor de la Defensa, que ahora ostenta el almirante general Fernando García Sánchez, aún mantiene al resto de la cúpula militar heredada del anterior Gobierno... ¿Por qué? -Estoy absolutamente convencido de la condición apolítica de nuestros militares. España tiene tres magníficos jefes de Estado Mayor de los tres Ejércitos y en el momento en el que el Gobierno considere que su misión ha concluido serán, con toda naturalidad, sustituidos por los que tengan que desarrollar, por ejemplo, la Directiva de Defensa Nacional que podría ser un momento para ello. Además no tiene por qué ser los tres a la vez... o sí. Es importante que entendamos que la institución militar tiene que estar fuera del cambio político al uso. Si confundimos política e instituciones hacemos un flaco favor a España.