Volver

Resultados de la búsqueda

Resultados para
ABC LUNES, 2 DE ABRIL DE 2012 abc. es ABCdelDEPORTE 57 Córdoba CF Las claves B El Córdoba cargó su juego por la zona del lateral herculano Sellés, aunque el primer gol de Airam llegó tras un centro de Dubarbier por la izquierda 1 Un filón por la banda derecha B El Hércules estuvo cerca del empate con un remate de Abel Aguilar, pero el control blanquiverde tuvo su recompensa con una rosca de López Silva 2 Una obra de arte para tranquilizar B Mandiá asumió riesgos con las entradas de Sardinero y Thiago, mientras que Jémez buscó frescura para los contragolpes con Patiño y Fede Vico 3 Más pizarra que cambio real B Gilvan Gomes acortó distancia tras un despiste de la zaga local, pero el gol de David Prieto tres minutos después garantizó la victoria para el Córdoba 4 Emoción para los últimos minutos AARON mandando y dejando la sensación de que tarde o temprano llegaría su premio. Mientras, el Hércules estaba a expensas de alguna transición en la que pillar a la siempre valiente defensa del Córdoba. Pero casi no tuvo opciones de explotar ese recurso. Y es que el Córdoba siguió en su empeño de apretar. Así, Borja también encontró una línea de pase con destino a Airam, pero tampoco se certificó la conexión con el canario. Paradójicamente, un balón desde el costado acabó con gol del canario. Pero desde el costado izquierdo tras una subida de Dubarbier. Para cerrar la rareza del caso, el remate del zurdo Airam fue con la pierna derecha. Se daba por hecho que el resultado empezaba a ajustarse a lo que se estaba viendo en el partido. Con el gol, el Córdoba estaba más tranquilo, al tiempo que su rival tampoco encontraba muchos de sus recursos para responder. Como muestra, tuvo que pasar media hora para que Rivas tanteara a Alberto desde lejos. Pocos minutos después, a la salida de un córner, Abel Aguilar encontró la única debilidad de la zaga del Córdoba rematando de cabeza, pero el balón, que iba a portería, fue desviado. Obviamente, el Hércules estaba ahí y cualquier bajón sería sinónimo de pecado mortal. Por eso, los blanquiverdes, avisados, volvieron a pisar fuerte en busca de un gol que llegó cuando expiraba el primer acto. Buscado de nuevo Sellés, Borja puso un centro que acabó en la otra banda. Pero allí pululaba un López Silva que dibujó una rosca perfecta para hacer imposible cualquier esfuerzo de Falcón. Quedaban 45 minutos, pero la locura se instala- ba definitivamente en El Arcángel. Pero la señal de aviso seguía latente. Al menos, para los jugadores. Porque un sector de la grada se entretuvo en hacer la ola y se olvidó de la entidad del rival, que casi acorta a los cinco minutos de la continuación con una llegada de Tote. Por su parte, el Córdoba también tuvo el tercero en las botas de Borja y la cabeza de Airam. Pero éste no llegó. Por lo tanto, turno para las pizarras. Mandiá arriesgó más y Jémez trató de encontrar frescura en Patiño y Fede Vico. El pulso, por lo tanto, estaba servido, aunque la sensación de control del Córdoba no se llegó a desvanecer en ningún momento. Con todo, el Hércules podía aparecer en cualquier momento y lo hizo a ocho minutos para el final. Gilvan Gomes acortó distancias tras una jugada en la que la defensa del Córdoba se complicó innecesariamente. Pero lejos de asustarse, los blanquiverdes respondieron de la manera más contundente: un gol. Prieto se trabajó una situación ventajosa tras una falta lateral para sentenciar el partido. Entonces, El Arcángel volvió a estallar y resoplar. Pero, sobre todo, se volvió a pensar que lo vivido hace 50 años entra dentro de lo posible el próximo mes de junio.